recarga coches elctricos


El Prius, el rey de los taxis en España

Es sorprendente la evolución del híbrido de Toyota entre el gremio de los taxistas, ya que durante el 2011, ha alcanzado una cuota de mercado del 34% con 2.349 unidades vendidas, un aumento que supone doblar los números del año anterior y que le han convertido en el preferido del sector. Son varios los motivos para esta auténtica explosión, sobre los que destacan los desbocados precios de los carburantes y sobre todo, el efecto llamada que unos taxistas realizan sobre los compañeros.

Pero la pregunta ahora es ¿cuando se dará el siguiente paso?. En lugares como Valladolid, algunos pioneros ya han puesto la primera piedra de la electrificación completa de la movilidad, un salto a nuestro entender mucho mayor que el realizado hacia el Prius que a pesar de todo, sigue siendo un coche con motor de combustión.

Un taxi impulsado exclusivamente por electricidad es toda una incógnita, en nuestro país, ya que recordemos que en lugares como Estados Unidos, ya hace años que se utilizan furgonetas convertidas de forma artesanal, para funcionar con electricidad.

A diferencia del Prius, o incluso el Opel Ampera,  un modelo como el Leaf ;no tiene un motor gasolina que le respalde por lo que dependerá exclusivamente de la carga de sus baterías, una carga que con una autonomía oficial de 175 kilómetros, debería ser más que suficiente para una jornada.

Como nos ha comentado el propietario del Leaf de Valladolid, lo único que ha cambiado es que a la hora de la comida, para dos horas, un tiempo que aprovecha para recargar de nuevo parte de las baterías, lo que le permite continuar su trabajo en la jornada de tarde. Incluso en momento de trabajos puntuales, podría acercarse a uno de los puntos de recarga rápida existentes en su ciudad, y recuperar gran parte de la carga en pocos minutos.

La autonomía, y la imposibilidad de realizar recorridos largos, se compensa de largo con la tranquilidad de no depender de los precios de los carburantes, unos precios que en el último año han sufrido un aumento del 18%, mientras que las recientes revisiones de los precios de los taxistas, han recibido de las comunidades incrementos de un 2%.

El mantenimiento es otro elemento que aporta tranquilidad, y como hemos visto, un coche eléctrico apenas necesita revisiones mecánicas, reduciéndose estas a los elementos de desgaste, como ruedas o pastillas de freno, o los filtros del aire y polen. Por lo demás, el Leaf está exento de todo el costoso proceso de cambio de aceites, filtros y demás parafernalia que los fabricantes de coches se han montado para aumentar los ingresos.

Ahora solamente falta que esto llegue a lo compradores, aunque que si seguimos el ejemplo del Prius, necesitarán al menos 10 años para darse cuenta de la oportunidad de mejorar su negocio tienen delante.

Artículos relacionados:
Las revisiones de un coche eléctrico
Dos meses conduciendo un taxi eléctrico

Fuente:
Motorpasión Futuro


© Foro Coches Eléctricos | Este feed es de uso personal, sí quieres hacer un uso comercial contacta con nosotros.