Como se enfrenta el Volvo C30 eléctrico al frío extremo


 El frío extremo es uno de los peores enemigos de un coche eléctrico, un factor que obliga al coche a efectuar un esfuerzo extra para mantener la temperatura del habitáculo y de las baterías a un nivel determinado y que supone un importante gasto eléctrico, una energía que procede de nuestra batería y que tiene un efecto secundario evidente, la pérdida de autonomía. Pero desde Volvo nos quieren demostrar que incluso en las peores condiciones, el frío no tiene por que ser un enemigo mortal para nuestra batería.

 

En este interesante vídeo, los suecos nos muestran como en un ambiente de frío extremo, llegando a los 30 grados bajo cero durante las pruebas, la autonomía el C30 se mantiene dentro de unos límites razonables. La clave está en la instalación de un sistema de climatización formado por tres elementos que se encargan de calentar unas zonas de forma específica, aumentado de esa manera su eficiencia.

Desde Volvo solamente nos aclaran que usan etanol como combustible para de esa manera liberar a la batería de parte del trabajo de climatización, aunque como veremos a continuación, tampoco se logran unas cifras escandalosamente elevadas.

Pero la pregunta es ¿cuantos kilómetros puede recorrer bajo una temperatura de 10 grados bajo cero? según los responsables de Volvo, en estas adversas condiciones, el C30 eléctrico es capaz de recorrer entre 80 y 90 kilómetros con cada carga, o entre 70 y 80 kilómetros si la temperatura cae hasta los 30 grados bajo cero.

A pesar del optimismo de Volvo con su sistema de climatización, sería interesante realizar esta misma prueba con un modelo de la competencia, pero si tenemos en cuenta que Volvo asegura que el C30 dispone de una autonomía oficial de 150 kilómetros, pasar a 90 kilómetros supone una pérdida del 40%, una cifra que sería hasta cierto punto normal en cualquier otro modelo, pero que no lo es tanto es este, supuestamente preparado para estas condiciones.

Como curiosidad, durante la presentación realizada esta semana por el fabricante sueco a poco más de 100 kilómetros del circulo polar ártico,  los periodistas a los que Volvo ha invitado a esta presentación han realizado una prueba con una temperatura exterior de 18 grados bajo cero, y el coche ha necesitado solamente tres minutos para alcanzar un nivel de climatización aceptable.

Artículos relacionados:
Volvo comienza la producción del C30 eléctrico
Nissan prueba que el Leaf no le tiene miedo al invierno 

Fuente | Greencarreports


© Foro Coches Eléctricos | Este feed es de uso personal, sí quieres hacer un uso comercial contacta con nosotros.


Energias renovables

1 Comment responses

  1. Avatar
    March 10, 2012

    Bueno, esto para nosotros es simplemente una curiosidad. Aquí debemos estar mas preocupados por el calor. Por el norte no, pero por el resto si.

    Lo que está bien de la calefacción eléctrica de este coche o como el zoe y su bomba de calor o el leaf es que enseguida se calienta por la mañana. Los híbridos parece que tardan un montón.

    Reply

Leave a comment