recarga coches elctricos


Islandia ya tiene su primer Tesla Model S

Después de sortear infinidad de dificultades, el importador islandés EVEN ya cuenta con la primera unidad delModel S en su poder, la primera de las 51 unidades de la berlina eléctrica por excelencia que esperan importar a lo largo del año, de las cuales 12 ya tenían comprador, una unidad que será el mejor vendedor posible ya que servirá de muestra para otros posibles interesados que una vez visto y probado, seguro que darán el paso.

Resulta curioso que esta empresa se haya dedicado en los últimos meses a la venta del Nissan Leaf en tierras islandesas, algo que ha tenido que ver con la negativa del concesionario oficial Nissan a hacerlo y todo a pesar de que es el modelo eléctrico más popular en Europa, especialmente en los países del centro y norte de Europa.

Una de las principales cartas con las que juega este importador es el de la casi total sostenibilidad de los eléctricos en su país, un estado que cuenta con un 100% de producción eléctrica procedente de energías renovables, principalmente hidroeléctrica y geotermica. Dentro de los planes del gobierno está la de dejar de depender completamente de los combustibles fósiles para el 2040, una idea hasta hace poco utópica pero que gracias al desarrollo del coche eléctricos y de los sistemas de almacenamiento por hidrógeno parece cada día más cerca.

Pero para lograr vender coches al igual que en el resto de mercado estos deben ser además competitivos a nivel económico, y de esa forma los coches eléctricos están exentos de tasa de importación y también del 25% de IVA para los primeros 35.000 euros, algo que por ejemplo permite a los residentes adquirir dos Teslas Model S por el precio de un Porsche Panamera, algo realmente llamativo.

 Gisli Gislason, propietario de EVE, con Elon Musk, presidente y co-fundador de Tesla

Según los responsables de EVEN, el Model S tendrá una buena acogida, pero esperan que la llegada del Model X, con su tracción a las cuatro ruedas, suponga una verdadera revolución en un país donde la nieve cubre sus carreteras la mayor parte del año, y donde está a punto de comenzar una verdadera revolución en su forma de moverse.

Fuente | Autobloggrenn