General Motors muestra el coste actual y la evolución a corto plazo del precio de las baterías

Wallbox

opel bolt

Realmente sorprendente la presentación que esta semana ha hecho General Motors. En esta podemos ver la estimación del coste de las baterías para coches eléctricos en la actualidad, y también la evolución que vivirá en los próximos siete años.

Lo más llamativo es que según el fabricante norteamericano, el coste de producción en 2016 será de sólo 145 dólares el kWh. Una cifra ligeramente por debajo de lo que se estimaba hasta el momento, y que nos indica que los costes de fabricación han bajado de forma drástica en los últimos tres o cuatro años, cuando se pagaba por encima de los 450 dólares el kWh.

costs

Curiosa también una evolución de los costes que según la gráfica se mantendrán estables en los 145 dólares el kWh hasta 2019. En ese momento según GM, volverán a bajar gradualmente hasta llegar a los 100 dólares el kWh para 2021. Una cifra a la cual los expertos han estimado que marcará la explosión de ventas del coche eléctrico.

Podemos comparar esta estimación con la que hace apenas un año realizaba Elon Musk hablando de la gigafábrica de baterías, cuya puesta en marcha le permitiría bajar los precios hasta una cifra en el mejor de los escenarios de  140 dólares el kWh, y en el peor de los escenarios de unos 175 dólares entre 2017 y 2019.

Lo que si han querido dejar claro los de General Motors, es que no quieren ser una comparsa en la nueva generación de coches eléctricos, y están moviéndose para posicionarse como líderes. Como ejemplo los más de 1.000 ingenieros que en estos momentos trabajan en el Bolt.

Chevrolet-BoltEV-trasera

En total hay 55 unidades de pruebas rodando por las carreteras norteamericanas estudiando que aspectos tendrán que mejorarse antes del comienzo de su fabricación a finales del próximo año, y una comercialización que se espera a principios del 2017.

Un modelo que promete autonomías reales por encima de los 300 kilómetros, pero que necesita desesperadamente trabajar en un precio (37.500 dólares antes de ayudas) que todo indica estará muy por encima del que tendrán sus rivales en esta segunda generación de coches eléctricos.

Vía | Hybridcars

 


Tagged

Energias renovables

4 Comment responses

  1. Avatar
    October 09, 2015

    Si 145 USD/kWh es el coste real de las baterías que van a usar, el Bolt tiene muy buena pinta. Es graciosa la línea plana hasta el 2019, como haciendo entender que no habrá ninguna mejora durante esos años. Claramente, es un juego psicológico, durante los 3 primeros años de la salida del Bolt, no os quejéis del precio porque, veis?, no va a bajar el coste de las baterías.

    Aún así, hay muchas otras variables aparte de la autonomía que pueden decantar la balanza hacia Tesla, Nissan o el que venga (cuidado con KIA):

    – Capacidad de carga: llevará carga rápida? Por su bien, espero que sí. ChadeMo? Lo dudo muchísimo, será CCS Combo seguro. Irá incluido en el precio base? También lo dudo.
    – Red de carga propia: L-O-D-U-D-O.
    – Número de unidades al año: según las primeras noticias, se estimaba una capacidad de fabricación máxima de unas 30.000 unidades al año, siendo el suministro de baterías de LG Chem el principal cuello de botella. Cuántas de estas 30.000 unidades llegarán a Europa y a qué ritmo?
    – Servicio técnico: Es posible que en California y otros estados “verdes”, se tenga un buen servicio técnico por parte de GM pero la experiencia de los usuarios del Opel Ampera en ese aspecto no ha sido nada positiva.

    Me temo muy mucho que GM volverá a parir un gran producto como el Volt pero no van a saber venderlo. Todo y con eso, admiro el esfuerzo de GM y espero que vendan cada uno de los Bolt que puedan fabricar y más, hay mercado para todos. Además, lo importante es que se vean eléctricos por las calles tenga la plaquita que tenga.

    Reply

  2. Avatar
    October 09, 2015

    las dudas planteadas son legítimas. Incluso en los USA, GM no tiene capacidad para venta (y/o postventa) en todos los estados de la unión (véase el caso del excelente Chevy Spark EV). Plantearse que en EU GM ( o cualquier otra marca) puede petarlo con un modelo BEV es poco menos que fantasía. Pero eso no impide en reconocer el esfuerzo de GM, por una vez, de hacer las cosas un poquito bien en la dirección correcta. El precio de las baterías bajará…evidentemente. Las economías a escala ya están funcionando.

    Reply

  3. Avatar
    October 09, 2015

    Tendemos a minusvalorar el problema de la posventa y la infraestructura. No sirve de nada poner a las grandes fábricas a producir como locas si los coches no se pueden ni cargar, ni mantener.

    Reply

  4. Avatar
    October 09, 2015

    Y es un circulo vicioso: si no hay puntos de recarga, ni talleres, no puedo fabricar a lo bestia, y si no puedo fabricar a lo bestia los precios no pueden bajar. Y si no bajan, nadie compra. Y si nadie compra, no tiene sentido invertir en infraestructura. Conclusión, invirtamos en infraestructura y dejemos a los fabricantes hacer su trabajo.

    Reply

Leave a comment