Zenith Electric. La electrificación del transporte de mercancías cada día más cerca

zenith-electric-vans

Uno de los principales gastos de cualquier empresa de reparto de mercancías, es el carburante. A esto se añade el mantenimiento periódico y el desgaste de un motor sometido muchas veces a un ritmo de trabajo dentro de las ciudades que no permite al motor lograr su nivel optimo de rendimiento ni refrigeración.

Los sistemas eléctricas poco a poco están llegando a un sector que necesita como agua de mayo a una tecnología que permitirá reducir de forma más que importante los costes operativos, así como la importante cuestión de mas emisiones de unos motores principalmente diésel.

La Zenith Electric es una furgoneta eléctrica de tamaño medio, que ha sido seleccionada por la empresa de reparto norteamericana DHL, que ha encargado un total de 45 unidades para realizar una fase de pruebas en California y Nueva York.

zenith-electric-vans-2

Este modelo cuenta con varias configuraciones, como por ejemplo de mini bus, que le permite acoger hasta 12 pasajeros. También hay la versión de carga, dotada de una amplia zona donde llevar mercancías con capacidad para una carga útil de 1.360 kilos.

En ambos casos el motor es un motor eléctrico fabricado por UQM de 135 kW (184CV) que le propulsa hasta una velocidad máxima limitada a 90 km/h. La energía procede de una batería que el cliente podrá seleccionar según sus necesidades con dos capacidades diferentes, 51.8 kWh y 62.1 kWh (sólo disponible para la versión mini bus).

En cuanto a la autonomía, la primera versión logra 145 kilómetros bajo el ciclo EPA, y la segunda versión consigue llegar a los 193 kilómetros con cada carga.

zenith-electric-vans-3

Para la recarga, la Zenith Motors Cargo Van contará de serie con un cargador de 6 kW, que de forma opcional podrá ser ampliado hasta los 12 kW, que en apenas 4 horas permite una recarga de las baterías. Entre el amplio abanico de posibilidades de ampliación, también encontramos un elevador para sillas de ruedas, y de esa forma permitir el acceso a las personas con problemas de movilidad.

En cuanto al ahorro que las empresas lograrán con este tipo de vehículos, desde Zenith Electric se hace una estimación que después de 483.000 kilómetros, la versión eléctrica habrá gasta do unos 21.000 euros en electricidad, mientras que la versión con motor de combustión se habrá llevado por delante sólo en gasolina unos 133.000 euros.

Una diferencia más que notable que nos hace replantearnos la definición caro/barato. Eso si, nos falta para cerrar la ecuación el coste de la conversión, de la que no han dado ninguna pista, así como la vida útil de unas baterías que con casi 500 mil kilómetros tendrán un nivel de degradación importante.

Vía | Insideevs

Ficha técnica de la furgoneta | Zenith Motors Van

 



Energias renovables

5 Comment responses

  1. Avatar
    October 09, 2015

    En este país no veo viable el tema de la reconversión, por cuantas ventanillas ay que pasar, a parte de la ITV para que se pueda reconvertir un térmico en eléctrico, será viable el tema económico y me interesa el legal si alguien lo puede explicar lo agradecería .

    Reply

  2. Avatar
    October 09, 2015

    Pues con una diferencia de 112.000€ sólo en combustibles, sin contar averías, si la conversión sale “cara” a eso de 60.000€, aún quedan 52.000€ de ahorro, que casi dan para pagar la furgoneta “sustituta”, y no digamos si sólo hay que renovar las baterías.

    Reply

  3. Avatar
    October 09, 2015

    Si no es muy complicado, reconvierto mi Viano con 600000 km a eléctrica, le hago otros 500000 y encima me ahorro una pasta.

    Reply

  4. Avatar
    October 09, 2015

    Si yo tuviera que promocionar el trasporte eléctrico, enfocaría las subvenciones en el trasporte profesional urbano: reparto, autobús y taxis. Para mi gusto es donde el balance coste beneficio es más favorable: reduces la contaminación donde más pega, reduces el coste donde más se necesita y encima la infraestructura necesaria es la menor posible, porque la demanda está muy concentrada.

    Reply

Leave a comment