Renault prueba el reciclado de baterías para sistemas de recarga rápida

Wallbox

 

EVEREST-energy-storage-EV-RC963x270-962x270

Renault ha llegado a un acuerdo con el operador Connected Energy, para poner en marcha un proyecto que pretende servir de base de pruebas para la reutilización de baterías de coches eléctricos. Una tendencia que hemos visto repetido en los últimos meses, pero con al diferencia de que estas baterías serán usadas para la recarga rápida de coches, y no como respaldo de la red eléctrica.

La idea es ofrecer una alternativa de recarga que no afecte a la red, e incluso pueda ofrecer ventajas como un menor coste operativo. En esta ocasión se han packs de baterías, con una capacidad de 50 kWh, procedentes de los coches de Renault. Estas almacenarán energía de forma constante y a baja potencia.

De esa forma estarán listas para cuando llegue un coche eléctrico y necesite una recarga que en esta ocasión puede llegar a una potencia máxima de 50 kW. Suficiente para que en menos de 30 minutos un coche medio alcance el 80% de carga. Y todo sin que la red eléctrica se vea afectada en esos momentos de mayor demanda.

1593230.207

Con este sistema se atajarán dos cuestiones. La primera es dar una salida comercial a las baterías de los coches que se vayan degradando y dejen de ser útiles para su aplicación en la automoción. Una oferta cada vez más grande, sobre todo en cuanto llegue la segunda generación de coches en apenas un año.

La otra cuestión será la reducción de los costes operativos de las estaciones de recarga rápida. Como recordamos en países como el nuestro, uno de los principales obstáculos para el desarrollo de estas estaciones es el coste que supone sólo el término fijo potencia. Unos 4.000 euros al año por punto. Un dinero que sin duda estará mejor invertido en baterías de respaldo.

Una recarga que además podrá sacar el máximo partido a las fuentes de energía renovable. Otro de los grandes objetivos de este proyecto. Demostrar que el binomio baterías+renovables es una unión ganadora.

Y lo mejor de todo es que este tipo de sistemas ofrecen una alternativa de futuro a un tipo de recarga que antes o después podrían llegar a ser un problema en momentos determinados para la red. Con el uso de baterías se minimizará el impacto de la entrada de cientos de miles de coches de forma simultánea.

Relacionadas | Las estaciones de servicio del futuro. Recargas rápidas y sin impacto en la red eléctrica

Fuente | Connected Energy



Energias renovables

8 Comment responses

  1. Avatar
    February 08, 2016

    Gran idea, aunque tienen que mejorar los precios. Pregunté hace unos meses y el sistema de 50kWh costaba la friolera de 100.000 libras. Teniendo en cuenta que el Powerpack costará unos 25.000 eur (100kWh/¿40kW?), no le veo yo futuro como no trabajen el tema escalado.

    Esta idea está muy relacionada con el estudio del Instituto de Lausanne sobre el uso de baterías estacionarias para la carga rápida de coches eléctricos. El problema es que un sistema de 50kWh/50kW se va a fundir en una hora a la mínima que dos “leafs” vayan a cargar uno detrás de otro. Y entonces qué? Tiramos de la red y nos sablan ese mes los 50kW de fijo de potencia (más la penalización por tener contratado mucho menos) por culpa de esos míseros 15-20 min.

    Estos sistemas solamente serán viables técnica y económicamente cuando se trate de varios cargadores+batería (tipo Supercharger o Fastned) pues se reduce la casuística de que todos los cargadores estén sirviendo al mismo tiempo y el buffer es mayor.

    Tesla ya ha estado testando este sistema con sus Powerpack en los superchargers para aplanar picos de gran demanda y ven claro a largo plazo añadirlos en aquellas zonas donde el coste fijo de potencia sea mayor. J.B Straubel realizó hace unos años una presentación al respecto y mostró algunas curvas de demanda de potencia. Aunque vistas las colas en algunos superchargers, quizá la solución será empezar a cobrar por el servicio.

    Reply

    • Avatar
      February 08, 2016

      Cobrar otra vez un servicio que, con según que equipamiento, has pagado $2000???
      Porque recuerda que wl uso de los supercargadorea nunca fue gratis, tu pagabas una cifra cuando comprabas el coche, con ciertos equipamientos viene incluido, pero nunca fue gratis.

      Reply

    • Avatar
      February 08, 2016

      Hablo pensando más en el Model 3, ya han dejado claro que el Model S y X tendrá acceso gratis para siempre.

      Si no hubieran hecho tal promesa, no creo que fuera tan descabellado pagar XXXX eur por tener acceso a los superchargers y después pagar por uso. Tiene pinta de ser una de las formulas que se barajan para futuros modelos ‘baratos’ de Tesla.

      Reply

      • Avatar
        February 09, 2016

        Muy a nuestro pesar, al menos para mi que pienso adquirir el Model 3 y jubilar mi Fluence, creo que será así.

        Quizás el modelo tope de gama del Model 3 lleve acceso a los Supercargadores de por vida, pero esta claro que el acceso a los mismos terminara siendo de pago por uso o cuota mensual, sino sería insostenible en un futuro tantísimos Supercargadores activos con su mantenimiento, reparaciones, costes eléctrico de cada uno de ellos, etc.

        Reply

  2. Avatar
    February 09, 2016

    Es que nadie dice nada? No os dais cuenta de que al cargar eso pierdes al menos un 10% y al descargarlo otro tanto? Es que a nadie le importa? Tirar a la basura un 20% de cada kWh os parece bien?

    Reply

    • Avatar
      February 10, 2016

      Aumenta el consumo un 20% => multiplica por 1,2 la huella de carbono, nada más.

      Reply

    • Avatar
      February 10, 2016

      Piensa que el hecho de no “estresar” a la red implica menos plantas de ciclo combinado de respaldo. Si la red fuera inteligente (y transparente), las eléctricas podrían comunicar a éstos y otros acumuladores cuando la oferta de electricidad es demasiado alta (mucho viento, mucho sol, mucha lluvia, poca demanda) y verter ese excedente a buen precio para suavizar los cambios de potencia en la red.

      Otra opción, que ya se planteaba en el proyecto SIRVE, era cargar el coche con una mezcla de corriente proveniente de la red y el resto de la batería. Por ejemplo, se estudiaba la carga con 30kW provenientes de la red y 20kW provenientes de baterías para cargar con Chademo a 50kW. Las baterías se cargan y descargan menos y, por tanto, se pierde menos. En este caso, se usarían exclusivamente para suavizar picos.

      Reply

Leave a comment