Las mejores rutas para hacer en coche eléctrico

Wallbox


Uno de los puntos débiles de los coches eléctricos actuales, y probablemente el que más echa para atrás a posibles compradores, es su limitada autonomía. Si bien esto no es un problema en el día a día, para los viajes vacacionales sí que puede ser un problema, y más en un país con poca infraestructura de recarga.

Sabiendo esto, os vamos a proponer una serie de rutas que cuentan con la suficiente infraestructura de recarga como para que la mayoría de coches eléctricos puedan realizar. Por ejemplo, un Nissan LEAF de segunda generación, con sus 378 kms  de autonomía bajo el ciclo europeo, podrá realizar absolutamente todas estas rutas sin ningún contratiempo, contando además con la ventaja de poder recargar en menos de media hora en cualquier concesionario Nissan.

Mallorca

Baleares es sin lugar a dudas una de las regiones de España en las que más se está apostando por crear una infraestructura pública de recarga para coches eléctricos, si no la que más. La isla con mayor número de puntos de recarga es también la más grande, Mallorca, con más de 200 puntos de carga.

La bella isla se caracteriza por su exuberante naturaleza, típicamente mediterránea, y sus carreteras costeras rodeadas de vegetación que invitan a una conducción relajada y sin prisas, disfrutando del sol y la brisa marina. Un coche eléctrico se convierte en el aliado perfecto para este tipo de geografía, pues la velocidad relativamente baja y las continuas frenadas regenerativas son un factor determinante a la hora de maximizar nuestra autonomía.

Mallorca no tiene distancias especialmente grandes, y su amplia red de recarga nos permite visitarla a fondo sin tener que preocuparnos lo más mínimo por quedarnos tirados.

La ruta que os vamos a recomendar es la siguiente: Palma-Valldemosa-Deyá-Soller-Port Soller-Sa Calobra-Inca. En esta ruta de 130 km en total no hará falta especificar en qué paradas hará falta cargar, pues en absolutamente todas hay puntos de recarga.

Partiendo de la capital, Palma, con una oferta cultural y de ocio de lo más extensa, nos dirigimos a Valldemosa, un precioso pueblo lleno de encanto conocido por los numerosos compositores famosos que fueron a vivir a él en busca de paz e inspiración. En él que podremos visitar por ejemplo su Cartuja. De allí iremos a Deyá, un pueblecito bohemio que se erige entre las montañas de la Sierra de Tramonta.

También son recomendables por su encanto los pueblos de Sóller y Puerto de Sóller, que cuentan además con un tren vintage que realiza un recorrido muy recomendable para los turistas; tras ellos, una visita a la cala de Sa Calobra, conocida por la carretera que lleva a ella (una de las mejores carreteras del mundo para disfrutar conduciendo, según muchos). La última parada es Inca, una de las ciudades más importantes de la isla, probablemente la que más tras Palma.

Madrid

Si por algo destaca Madrid, es por su Sierra. En la ruta que os vamos a proponer, atravesaremos las montañas cercanas a la capital del país para llegar a Segovia: Madrid-Miraflores-Rascafría-La Granja de San Ildefonso-Segovia. La ruta en total apenas es de 135 km.

Partiendo de Madrid, nos dirigiremos a la Sierra de Guadarrama, pasando por conocidos municipios como Colmenar Viejo, Soto del Real y Miraflores de la Sierra. Lo más interesante en esta parte de la ruta es el paisaje, con unas vistas impresionantes y una fuerte presencia de la fauna silvestre, que no se asustará al paso de nuestro silencioso coche eléctrico. En Rascafría podremos dar un agradable paseo junto al río Lozoya y visitar el monasterio de El Paular. Numerosas rutas salen de este municipio, totalmente recomendables si os gusta caminar.

Después nos dirigimos a la Granja de San Ildefonso, donde podremos aprovechar para cargar nuestro coche en su avanzada electrolinera mientras nosotros visitamos el Palacio Real y sus extensos jardines. La ruta termina en Segovia, ciudad donde además de poder disfrutar de un delicioso ponche típico de la zona, podremos visitar lugares tan emblemáticos como el acueducto, el Alcázar o la Catedral de Santa María de Segovia.

Barcelona

Para Barcelona hemos querido elegir una ruta relativamente corta, de apenas 100 km: Barcelona-San Celoni-Mosqueroles-Turó de l’Home-Viladrau.

En Barcelona, lo más recomendable será comenzar cargando nuestro coche hasta los topes, pues sólo encontraremos un punto de carga al final de la ruta, si bien al ser tan corta no nos dará ningún problema. La ciudad es altamente recomendable de visitar para cualquiera que nunca haya estado en ella, siendo especialmente destacables el Parque Güell y la Sagrada Familia. Desde allí nos dirigiremos hacia San Celoni. Dicho municipio, además de contar con obras arquitectónicas como la iglesia de San Martín y la capilla de San Ponce, se encuentra situado dentro del Parque del Montnegre i el Corredor, un parque natural de gran valor ecológico y que los amantes del paisajismo realmente disfrutarán.

Continuaremos hacia Mosqueroles, situado en el parque natual de Montseny. Su punto más alto, el Turó de l’Home, es otra zona de interés gracias a sus fantásticas vistas. Terminaremos la ruta en Viladrau, donde mientras aprovechamos para cargar nuestro coche en su cargador público podremos visitar el casco histórico o hacer una de las numerosas rutas a través de Montseny.

País Vasco

En País Vasco nos hemos decidido por una ruta de 131 km a lo largo de algunas de las poblaciones más destacadas de la región, haciendo una pequeña incursión en territorio francés para conocer algunos lugares de interés: San Sebastián-Zarauz-Guetaria-Zumaia-Irún-Hendaya-Biarritz-Bayona.

En San Sebastián podremos ver el monte Urgull y disfrutar de la playa de la Concha. En la ciudad existen numerosos puntos de carga para poder partir con nuestro coche cargado al 100%. Desde allí nos dirigimos a Zarauz, municipio que si por algo destaca es por su paisaje y sus acantilados. Guetaria, nuestra siguiente parada, es conocida por ser el lugar de nacimiento de Elcano, primer hombre en dar la vuelta el mundo. Allí podremos visitar el museo Balenciaga, el monumento a Elcano y la Parroquia de San Salvador. En Zumaia son muy recomendables por su belleza la playa de Itzurun y la ermita de San Telmo.

En Irún, antigua ciudad industrial, no podemos dejar de recomendar la visita al Museo Romano Oiasso. Pasando a Francia, donde hay muchos más puntos de recarga que en España, nos centraremos en Hendaya yBiarritz, que destacan por sus elegantes cascos históricos, sus zonas comerciales y sus playas, así como Bayona, una pintoresca ciudad con arquitectura típicamente vasca, hogar de numerosos y reputados chocolateros.

Valencia

La ruta diseñada para la Comunidad Valencia es la más larga, con 215 km de recorrido total: Valencia-l’Albufera–Gandía-Dénia-Altea-Benidorm-Alicante.

Partiendo de Valencia, donde podremos disfrutar de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, iremos a la Albufera, un parque natural en cuyo lago podremos realizar un recorrido en barco que nos permitirá ver aves de todo tipo en su hábitat natural. Es recomendable llevar prismáticos para disfrutar de la visita al máximo.

Gandía será una parada estratégica para cargar a mitad de ruta en caso de que sea necesario, ya que como hemos dicho es bastante larga. A continuación iremos a Dénia, que además de ser una conocida zona de veraneo por sus playas, también destaca por su castillo y por el Parc Natural del Montgó. En Altea podremos disfrutar de un relajado paseo por su casco histórico, mientras que en Benidorm, conocida como la Nueva York del Mediterráneo, podremos parar a hacer noche, pues es especialmente conocida por su vida nocturna.

La ruta finaliza en Alicante, que tiene como lugares destacados el Castillo de Santa Bárbara y el Museo de Bellas Artes Gravina, situado en el interior de un palacio del siglo XVIII.

Relacionados


Tagged

Energias renovables

3 Comment responses

  1. Avatar
    November 16, 2017

    Al ser Mallorquín doy fe de la ruta que he hecho ( no toda pero si versiones). Además en pueblos como Valldemossa a parte de cargar en uno de sus 4 puntos dobles no pagas por estacionar. Ojo en Sóller si cobran si aparcas en zona tarifada. Incluso he hecho pequeñas rutas con mi twizy a parte de con el Kia.
    De hecho hoy han sacado una ley donde se obligará a los renta Car a que su flota sea 100% eléctrica en el 2030 empezando con el 10% en el 2020 y así ir aumentando un 10% cada año….

    Reply

    • Avatar
      November 16, 2017

      Muy bueno lo de exigir a los Renta Car a que vayan electrificando la flota.
      Yo estuve este año una semana en Mallorca recoriendo muchos pueblos de la isla, y en 6 días y medio hice 750 kilometros, con un VE sólo huebiese necesitado cargar un par de veces a parte de cogerlo con carga completa.

      Reply

  2. Avatar
    November 17, 2017

    Muy interesante hilo

    Reply

Leave a comment