Los coches eléctricos más raros que puedes comprar de segunda mano en Europa. 1ª parte

El mercado europeo sufre a día de hoy una gran escasez en su oferta de coches eléctricos, tanto nuevos como de segunda mano. Se espera que el boom de este mercado llegue entre 2019 y 2020, pues casi todos los fabricantes lanzarán sus propuestas eléctricas en dichas fechas. Sin embargo, precisamente esta escasez hace que buscando modelos de segunda mano podamos encontrar auténticas rarezas.

Este es el caso de modelo importados, de fracasos comerciales que apenas se vendieron, de modelos caros, e incluso de algunos modelos antiguos que se fabricaron en pequeñas tiradas. Vamos a hacer un pequeño repaso de los eléctricos más raros que se pueden adquirir en Europa, ¿nos acompañas?

Bolloré Bluecar

El Bluecar es un modelo desarrollado específicamente para el servicio de carsharing Autolib de París, si bien también se puede comprar entre particulares. Este coche es un eléctrico que goza de una batería de 30 kWh, lo que en ciclo urbano le permite alcanzar una autonomía de 250 km, que en autopista quedan en 150 km. Puede alcanzar los 130 km/h de velocidad punta gracias a sus bien aprovechados 67 cv.

Tiene cuatro plazas y una carrocería de tres puertas. Se puede encontrar a precios de entre los 3.500 euros y los 7.000 euros, sin especificar el estado de la batería.

Chevrolet Vot II

La segunda generación del eléctrico con extensor de autonomía de General Motors puede encontrarse importado a precios superiores a los 30.000 euros. Es capaz de recorrer 85 km bajo el realista ciclo de homologación EPA sin consumir una sola gota de combustible, además, sus 149 cv de potencia le otorgan unas prestaciones destacadas. El aspecto negativo, que General Motors se ha retirado de Europa con la venta de Opel, lo que dificulta sus revisiones.

De acuerdo con el anuncio con el que hemos contactado, la única unidad disponible a día de hoy en Europa cuenta con garantía dentro de toda la UE, y su mantenimiento (el del motor de combustión) se puede hacer en cualquier taller.

Citroën AX électrique

Esta rareza se puso a la venta en 1993, y era un derivado del pequeño y ligero utilitario Citroën AX de combustión. PSA lo destinó principalmente a flotas de reparto urbanas. Si tienes la suerte de encontrarte con uno de segunda mano, te pedirán menos de 5.000 euros por él, aunque se han llegado a vender unidades sin baterías por 350 euros. Actualmente la propia Citroën vende uno desde 1.500 euros en una subasta.

Su equipamiento era todo lo espartano que puedas imaginar. Contaba con un motor de 27 cv, alcanzaba una velocidad máxima de 91 km/h, y su autonomía era de entre 80 y 100 km. Se cargaba al 80% en 8 horas conectado a la red eléctrica doméstica.

Citroën Saxo électrique/Peugeot 106 électrique

Los sustitutos del AX électrique son gemelos y más fáciles de encontrar, a precios de entre 1.500 euros y 4.500 euros. Se fabricaron alrededor de 6.400 unidades del 106 de 1995 a 2003 y 5.500 del Saxo de 1997 a 2003, siendo la mayoría compradas por la administración francesa. Mejoraban notablemente el equipamiento del AX; sin embargo, mantenían su motor de 27 cv y sus limitadas baterías de níquel-cadmio, que les otorgaban una velocidad máxima de 90 km/h y una autonomía de 100 km.

FIAT Panda Elettra

El mítico Panda ochentero tuvo una versión eléctrica que se vendió de 1992 a 1999. Contó con dos versiones, una de 13 cv, y otra de 18 cv, una potencia limitada que le permitía arrastrarse a una velocidad máxima de 70 km/h. El coche se veía obligado a prescindir del maletero y las plazas traseras para albergar las baterías, a cambio, ofrecía entre 100 y 200 km de autonomía. Se han llegado a vender unidades por 18.000 euros, algo que se explica por su rareza.

FIAT Cinquecento Elettra

El segundo coche eléctrico de la gama Elettra de FIAT fue el simpático Cinquecento, antecesor del actual FIAT 500e. Al igual que el Panda, perdía los asientos traseros a cambio de poder albergar sus baterías. Estuvo a la venta de 1992 a 1998, y con sus 18 cv a duras penas alcanzaba los 80 km/h. Su autonomía rondaba los 100 km por carga. Es difícil estimar su precio de venta, pues se deja ver cada mucho tiempo en las páginas de segunda mano. Sin embargo, rondará los precios de su hermano mayor el Panda.

FIAT Seicento Elettra

Tercer y último modelo de la gama Elettra, el Seicento fue el sustituto del Cinquecento. Más moderno que sus antecesores, disponía por fin de cuatro plazas gracias a la colocación de las baterías en el túnel central. Se produjo de 1999 a 2002, y gracias a sus 20 cv de potencia hacía el 0 a 100 km/h en 14,5 segundos, alcanzando una velocidad máxima de 100 km/h. Podía recorrer 90 km por carga, y al contrario que sus antecesores, que contaban con caja de cambios como un coche de combustión, el Seicento tenía una sola relación, como los eléctricos modernos. Como curiosidad, era tracción trasera. Se pueden encontrar unidades por 2.000 euros.

Relacionados


Tagged

Energias renovables

9 Comment responses

  1. Avatar
    November 25, 2017

    A ver quien es el guapo que dice ahora “Todo empezó con Tesla”, “A Fiat no le interesa la movilidid eléctrica” y “El grupo PSA es alérgico a los electrones” Ehh, a ver

    Aquí están los hechos, Fiat 3 modelos, Psa 3 modelos, y metidos en la movilidad eléctrica desde el 1992, cuando Musk estaba todavía en la universidad.
    A ver si se inspiró gracias a estos modelos, pioneros en su época..

    😀 😀

    Ahora en serio, que pena que no siguieran adelante, hoy habría un Fiat Linea, con 60kWh por €15.000, en fin…
    Me imagino que en la época se deberia decir algo parecido a lo que se dice ahora del hidrógeno.. 😀

    Reply

    • Avatar
      November 25, 2017

      La movilidad eléctrica empezó hace más de 100 años. Pero gracias a Tesla se ha popularizado en todo el mundo, y ha ayudado a eliminar muchos mitos como que son carritos de golf, y que no tienen autonomía.

      Y a Fiat ni está, ni se le espera.

      Reply

    • Avatar
      November 26, 2017

      jajaja no des “argumentos” a los troll xD

      Las marcas siempre han experimentado con muchas cosas, y los motores eléctricos solo es una de ellas, lo mismo un Panda producido en cadena con motor eléctrico habría sido un modelo popular a un precio contenido, pero lo que está claro es que no les interesó comprobarlo, no llega a ser tan sangrante como el EV1 de General Motors que ese era claramente un coche que contentaba a muchas personas y se vieron obligados a desaparecerlo, pero vamos que la que más y la que menos sabe desde hace muchos años que los EV iban a cambiar todo el negocio.

      Reply

  2. Avatar
    November 26, 2017

    Y como clásico el Renault 10 Mars II de 1967

    Reply

  3. Avatar
    November 26, 2017

    alucino con que existan estos coches,los desconocía totalmente

    Reply

    • Avatar
      November 26, 2017

      Yo en la Expo del 92 de Sevilla llegue a ver un a Seat Toledo de primera generación eléctrico y un Skoda Octavos o Fabia también eléctrico.

      Así que los eléctricos podrían haber sido una alternativa hace muchos muchos años.

      Reply

  4. Avatar
    November 26, 2017

    Algo paso con las prestaciones que no gustaron, solo hay que mirar las cifras. Creo que mi actual aspiradora es mas capaz. Tesla lo hizo de otra manera y le fue mucho mejor, aquí falto mentalidad y visión creo.

    Reply

  5. Avatar
    November 26, 2017

    No es falta de capacidad de las marcas. Son trabas gubernamentales al desarrollo de los eléctricos.
    No era posible (y aún no lo es) dejar de construir autos a gasolina con la inmensa red mundial de de millones de gasolineras, talleres eléctricos, fabricantes independientes de autopartes a gasolina etc
    El desempleo y caos económico que causaría el eliminar todo esto en 5 o 10 años es impensable.
    Ahora que las reservas de petróleo han bajado y que su costo está al mínimo desde hace años, comienzan los apoyos a las armadoras y el cambio se dará, no en 10 años pero si en 50 o 60
    Y lo que quede de petróleo lo seguirá utilizando la industria,

    Reply

  6. Avatar
    November 26, 2017

    Me encanta el artículo, curioso y entretenido 🙂

    Reply

Leave a comment