El Volkswagen ID comenzará a fabricarse en noviembre de 2019

Tras el Dieselgate, Volkswagen ha redoblado sus esfuerzos para convertirse en un jugador destacado dentro del mercado del coche eléctrico. Con unas inversiones multimillonarias, buscan convertirse en el fabricante líder en ventas de coches eléctricos para el año 2025. Un objetivo complicado, pues otros grupos como la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi compiten por conseguir el mismo objetivo.

Una de las piezas clave de su estrategia será la nueva plataforma modular eléctrica MEB, sobre la que se asentarán toda clase de modelos, desde compactos hasta grandes berlinas y SUVs.

Durante un evento organizado para que se reunieran los diferentes proveedores que suministrarán los componentes necesarios para la fabricación de la plataforma MEB, Volkswagen anunció que su primer modelo basado en ella, el compacto ID, entraría en producción en 100 semanas. Es decir, en noviembre de 2019.

El ID será un modelo que en un principio no se venderá en Norteamérica, por lo que ha sido especialmente desarrollado pensando en los gustos del consumidor europeo. Gozará de una longitud similar a la de un Golf (unos 4,25 metros), si bien gracias a la situación de sus baterías en los bajos tendrá un espacio interior equivalente a un Passat, un modelo mucho más grande.

Tras él llegarán el SUV ID Crozz (será el primero en venderse en Estados Unidos), un sedán de nombre desconocido, y la furgoneta ID Buzz, similar a la mítica Transporter T1.

El prototipo presentado en el Salón del Automóvil de París 2016 montaba el motor en posición trasera, una configuración que si bien proporcionaba un gran aprovechamiento interior (morro más corto, mayor espacio longitudinal en el habitáculo), no se sabe si se mantendrá en el modelo de serie.

Si bien la plataforma MEB puede montar motores duales permitiendo tracción total, no se sabe si el compacto eléctrico de la gama tendrá disponible en opción dicha configuración.

Datos como su precio, la capacidad de sus baterías a su potencia todavía no han sido anunciados, si bien podríamos esperar que la versión más básica partiera de menos de 30.000 euros antes de ayudas. ¿Su gran rival en el mercado europeo?  El Renault ZOE de segunda generación, que también será un compacto y que llegará en las mismas fechas.

Relacionados

Fuente | Green Car Reports


Tagged

Energias renovables

3 Comment responses

  1. Avatar
    December 08, 2017

    Ufff tesla tiene dos años libres de competencia ,venderá todo lo que produzca .sin competencia

    Reply

  2. Avatar
    December 08, 2017

    Renault vs Volkswagen, va a ser interesante, yo apostaría por la marca del rombo si creen en el producto, porque lo único que veo es que tienen un buen producto y no quieren darle el empuje en muchos aspectos.

    Me hubiera gustado verlo a principios del 2019, pero bueno las cosas ya van poco a poco

    Reply

  3. Avatar
    December 09, 2017

    VW lo tiene crudo si cree que va a hacerle sombra a Tesla y RENAULT-NISSAN, el dieselgate les ha pasado factura a nivel tecnológico, lo único que han intentado es con los tgi y prau.
    Y el futuro es eléctrico señores. Los motores térmicos son del pasado.

    Reply

Leave a comment