En 2016 Scania comenzará las pruebas en carretera de sus camiones eléctricos dotados de pantógrafo

scania_camion_electrico_pantografo

El próximo mes de febrero se dará pistoletazo de salida en Suecia a uno de los proyectos de movilidad eléctrica más interesante del momento. Se trata del primer tramo de catenaria que será utilizado por los camiones eléctricos de Scania.

Un tramo de pruebas de 2 kilómetros de longitud que unirá el puerto de Gävle de Storvik. Un pequeño recorrido que los modelos dotados de un pantógrafo podrán realizar utilizando exclusivamente electricidad y que ha tenido un presupuesto de 13.3 millones de euros, repartidos entre el gobierno sueco, y las empresas involucradas en el proyecto, como Siemens y Scania.

[blocktext align=»left»]Volvo nos muestra otra solución para electrificar el transporte pesado[/blocktext]

De esta forma a falta de las pruebas que determinen el nivel de ahorro, se espera que los modelos dotados de un sistema eléctrico, apoyado por un motor diésel, logren unas tasas de ahorro importantes gracias a estos 2 kilómetros. Pero sobre todo se abrirá la posibilidad de extender esta infraestructura a otros lugares donde por cuestiones geográficas, los consumos y emisiones de los camiones de gran tonelaje se disparan.

Las cifras dependerán de la duración de la catenaria. En 2013, durante las primeras pruebas en las instalaciones de Scania en Berlin, se estimaba que el ahorro intercalando un tramo con apoyo exclusivamente del motor eléctrico, sería como mínimo del 30%. A partir de ahí todo dependerá a la duración de la infraestructura con unas tasas que pueden llegar al 80 o 90%.

Un sistema muy interesante, que podrá ser adaptado a  camiones ya salidos de fábrica, que sólo tiene que afrontar dos problemas, el coste de la instalación, y el impacto visual que suponen las catenarias.

Vía | Scania

 

Compártelo: