El servicio postal de Alemania se lanza a la fabricación de coches eléctricos para el reparto

En los últimos años hemos visto como diferentes sistemas de reparto daban tímidos pasos de cara a electrificar el reparto. Pero el servicio postal de Alemania ha ido un poco mas allá, y no sólo electrificará su flota, si no que incluso fabricará sus propios coches.

Esto será gracias a su participación en la start-up Streetscooter. Una pequeña empresa que en 2014 ha pasado a mano del servicio postal alemán, y que será la encargada de fabricar una furgoneta eléctrica para la Deutsche Post. En una primera fase serán 2.000 las unidades a entregar. Estas entrarán en servicio este mismo año como parte de un plan que pretende sustituir los 30.000 vehículos que forman la flota de esta empresa de reparto.

Con la flota de coches eléctricos, la Deutsche Post espera alcanzar su objetivo de reducción de emisiones que se ha auto impuesto, rebajando sus cifras para 2030 un 30% respecto a los niveles de 2007 y donde además de emisiones, se espera que la electrificación venga acompañada de un fuerte ahorro en costes operativos. Un plan donde como vemos los modelos eléctricos tendrán un papel fundamental.

Pero esto sólo será el principio de un proyecto que además de renovar la flota propia, pretende convertir al Streetscooter en un modelo comercial. Un nuevo eléctrico industrial que estará disponible para ser adquirido por otras empresas del sector, y que destaca por estar diseñado desde cero para las labores de reparto, a lo que sus diseñadores indican que además llegará con un precio muy competitivo.

Características técnicas StreetScooter

  • Categoría: N1
  • Potencia: 30 kW (nominal)
  • Velocidad máxima: 80 km/h (limitada)
  • Batería: 20.4 kWh
  • Autonomía: Entre 50 y 80 kilómetros (con carga)
  • Medidas: Largo, 4.638 / Ancho, 2.090 / Alto, 2.030 mm
  • Capacidad de carga: 650 kilos

Relacionadas | Renault ZOE 240 Societe. Una nueva versión industrial

Vía | T3N (alemán)

 

Compártelo: