Volkswagen se muestra molesta porque el servicio postal de Alemania se fabrique sus propios coches eléctricos

Se trata de un proyecto que arranca hace algo más de dos años, y que supone un giro radical en la forma en que la Deutsche Post ha encarado la electrificación de su flota de reparto postal. En lugar de comprar modelos ya existentes, o esperar sentados a que algún fabricante se decidiese a hacer un diseño que se adaptase a las necesidades de la empresa, los alemanes se han lanzado al diseño de su propio modelo.

El resultado ha sido el StreetScooter. Un industrial compacto con una carga máxima de 1.000 kilos, diseñado desde cero para atender las necesidades de las empresas de reparto de paquetería. Un modelo sencillo, funcional y extremadamente sencillo de ensamblar. Concretamente los responsables del proyecto indican que necesita apenas el 10% de la mano de obra de un modelo convencional. Algo a lo que se suma una esperanza de vida estimada en unos 16 años trabajando unas 60 horas semanales.

Ahora el proyecto StreerScooter ha saltado de nuevo a la primera página, no por ninguna novedad concreta, si no por las palabras bastante llamativas del jefe del grupo Volkswagen.  Según Matthias Mueller en declaraciones a Reuters «están bastante molestos con este proyecto ya que desde la Deutsche Post no se han puesto en contacto con ellos para realizar un proyecto conjunto». A pesar de esto, el jefe de VW no pierde la esperanza de lograr recuperar el terreno perdido.

La cuestión es que desde la empresa postal se indica que en los últimos años han estado en contacto con diferentes fabricantes para poner en marcha un modelo eléctrico para su sector. Una petición que ha sido rechazada, y que ha dado como resultado un proyecto propio.

Para mayor frustración de VW, el StreetScooter está logrando una buena aceptación, e incluso desde la empresa se están preparando para abrir sus ventas a otras compañías. En estos momentos hay 1.000 unidades circulando por las carreteras alemanas, con expectativas de incrementar la flota en otras 5.000 unidades. Y eso antes de abrir la posibilidad de compra por terceros, lo que puede disparar su producción.

Características técnicas StreetScooter

  • Categoría: N1
  • Potencia: 30 kW (nominal)
  • Velocidad máxima: 80 km/h (limitada)
  • Batería: 20.4 kWh
  • Autonomía: Entre 50 y 80 kilómetros (con carga)
  • Medidas: Largo, 4.638 / Ancho, 2.090 / Alto, 2.030 mm
  • Capacidad de carga: 650 kilos

Relacionadas | El servicio postal de Alemania se lanza a la fabricación de coches eléctricos para el reparto

Vía | Reuters

Compártelo: