Daimler advierte de los riesgos asociados a la cadena de suministro al cambiar a los coches eléctricos

Daimler, propietaria de Mercedes-Benz, advierte de que una caída en las ventas de coches diésel y un cambio a los eléctricos podría llevarla a reducir de forma drástica su base de proveedores. Los proveedores de Daimler se están viendo obligados actualmente a invertir para ayudar a electrificar la gama de Mercedes-Benz.

«Debido a la electrificación planificada de nuestras nuevas series de modelos y al cambio en la demanda de los motores diésel a los gasolina, nos enfrentamos al riesgo de que Daimler requiera cambios en el volumen de los componentes suministrados por los proveedores«, declara la empresa alemana en su informe anual.

«Esto podría resultar en una utilización excesiva o insuficiente de las capacidades de producción en ciertos proveedores. Si los proveedores no pueden cubrir sus costes fijos, existe el riesgo de que puedan exigir pagos compensatorios«, añade Daimler.

Hace unos años Daimler creó un comité de gestión de riesgos para supervisar a sus proveedores tras la crisis económica de 2008, cuando algunas empresas de tamaño pequeño se encontraron con serios problemas financieros, obligando a Daimler a intervenir de forma directa.

A pesar de que haber disminuido las ganancias totales el año pasado por su enorme inversión para electrificar su gama de productos, el informe anual de Daimler mostró que los fondos de reserva ascendía ya a 14.000 millones de euros a finales de 2017, es decir, 2.100 millones más que en el año 2016. El fabricante de Stuttgart no desglosó de forma detallada dicho aumento.

Cabe recordar que actualmente Daimler está siendo demandada por numerosos propietarios de vehículos Mercedes-Benz con motor diésel en Estados Unidos, que han realizado una demanda colectiva que alega que el fabricante utilizó un software para reducir las emisiones en las pruebas de homologación, algo similar a lo hecho en su momento por Volkswagen. Daimler considera que la demanda no tiene ningún fundamento.

La empresa alemana también recogió en su informe que la remuneración del presidente ejecutivo Dieter Zetsche en 2017 ascendió a 8,61 millones de euros, un aumento considerable respecto a los 7,61 millones de euros del año anterior.

Relacionados

Fuente | US News

Compártelo: