El gobierno de Francia quiere coches eléctricos y autónomos en sus carreteras entre 2020 y 2022

El gobierno francés está convencido del potencial industrial y económico para el país que tendrá el coche eléctrico y autónomo. Es por eso que esta semana ha confirmado sus planes de apoyar desde las administraciones a los fabricantes locales que tengan entre sus planes el desarrollo de coches autónomos, y cuyo objetivo es lograr poner a la venta los primeros modelos entre 2020 y 2022.

El presidente Emmanuel Macron, nombró a una alta funcionaria, Anne-Marie Idrac, para desarrollar una estrategia nacional para la conducción autónoma, que incluye nuevas leyes, regulaciones para experimentos y proyectos piloto, ciberseguridad y cuestiones de privacidad. Las primeras propuestas legales se esperan estén listas para fines de este año y, una vez aprobadas, permitirá comenzar el desarrollo y pruebas de vehículos de pasajeros con nivel 3 y 4 de autonomía, así como aquellos destinados al transporte de mercancías, taxis y vehículos de entrega automática.

Desde 2014, se han llevado a cabo más de 50 proyectos de pruebas de vehículos autónomos en Francia, que incluyen taxis autónomos, autobuses y vehículos privados. El gobierno ha puesto a disposición 40 millones de euros para ayudar al desarrollo de estos nuevos proyectos.

Uno de los desarrolladores más relevantes de Francia es la empresa Nayva. Una startup con sede en Lyon que ya cuenta con docenas de lanzaderas autónomas en proyectos piloto en todo el mundo, y que recientemente anunció planes para abrir una planta de ensamblaje en Michigan, Estados Unidos.

Entre los fabricantes de automóviles, el Grupo PSA tiene una asociación con NuTonomy, creador de software para la conducción autónoma. Incluso ha creado una pequeña flota de Peugeot 3008 equipados con la tecnología NuTonomy, que desde hace unos meses circulan en un distrito comercial de Singapur.

Por su parte otro de los grandes grupos franceses, la Alianza Renault-Nissan, ha prometido que Renault y su aliado Nissan tendrán una flota de taxis eléctricos y autónomos en las carreteras para el año 2022. Como parte de ese impulso, Renault mostró el concepto EZ-GO en el salón del automóvil de Ginebra este año.

Esto nos indica que en dos o tres años veremos como los coches autónomos con un elevado nivel de automatización ya se mueven por nuestras carreteras más allá de los programas experimentales. Una evolución de la tecnología que servirá para incrementar la seguridad en las carretera, y reducir de forma paulatina, según se incremente su presencia en la flota, las probabilidades de error humano durante la conducción.

Vía | Autonews

Compártelo: