¿Debería lanzar Ferrari un modelo 100% eléctrico?

«Es casi una idea obscena pensar que Ferrari pueda fabricar algún día un superdeportivo eléctrico. Tendrías que matarme primero». Estas palabras fueron pronunciadas por Sergio Marchionne, el difunto director ejecutivo de FCA (FIAT-Chrysler) y Ferrari, en el año 2016. Apenas dos años después, el directivo italiano tuvo que retractarse: «Si se van a construir superdeportivos eléctricos, entonces el de Ferrari será el primero. La gente está asombrada de lo que Tesla hizo con un superdeportivo. No estoy tratando de minimizar lo que hizo Elon, pero creo que es factible para nosotros».

Lo cierto es que Ferrari, el fabricante de deportivos por antonomasia, siempre se ha mostrado reacio a apostar por los vehículos 100% eléctricos. Sin embargo, la firma de Maranello ya ha desarrollado varios modelos híbridos: el LaFerrari, y el nuevo SF90 Stradale. El primero de ellos, un hiperdeportivo heredero de la saga F40/F50/Enzo, tenía 963 cv de potencia y era capaz de hacer el 0 a 100 km/h en 2,9 segundos.

El segundo tiene la peculiaridad de ser un híbrido enchufable, el primero de la marca. Este vehículo combina un motor 3.9 V8 sobrealimentado en posición central trasera con tres motores eléctricos (uno está acoplado entre la caja de cambios automática de doble embrague y ocho marchas y el propio motor térmico, mientras que los otros dos se localizan en el eje delantero).

Su motor de combustión rinde 780 cv, mientras que los eléctricos 220 cv, lo que da una suma de 1.000 cv que se trasmiten al suelo a través de un sistema de tracción total. Sus baterías de 7,9 kWh le proporcionan una autonomía de 25 km en modo 100% eléctrico. Este modelo es el más rápido de la historia de Ferrari, con un 0 a 100 km/h en apenas 2,5 segundos. Su velocidad punta es de 340 km/h, y es capaz de completar una vuelta al circuito de Fiorano en apenas 01:19 (el LaFerrari se quedaba en 01:19.70).

Viendo los buenos resultados obtenidos con el SF90 Stradale, así como la apuesta generalizada de la industria por los deportivos 100% eléctricos, no debería sorprendernos si Ferrari terminara sacando un modelo de este tipo en unos años. No olvidemos que el año que viene la marca lanzará su primer SUV, por lo que romperá con una de sus tradiciones autoimpuestas más importantes.

Tesla, Rimac, Pininfarina, NIO, Porsche, Audi, Koenigsegg, Aston Martin, Maserati… Cada vez son más las marcas que anuncian el desarrollo de deportivos 100% eléctricos, de los que se pueden extraer unas prestaciones superiores a las de los térmicos con mayor facilidad. Así, es muy probable que el segmento de los superdeportivos e hiperdeportivos se electrifique rápidamente en los próximos años.

En este contexto, Ferrari no puede dormirse en los laureles y verse superada por la competencia tras años de reinado. Con todo, no hay que olvidar que la marca cuenta con el respaldo del grupo FCA, por lo que en caso de necesidad, siempre podría aprovechar sus estrechos lazos con Maserati. Así, no sería descabellado que Ferrari empleara el futuro Maserati Alfieri (2020) 100% eléctrico como base para un modelo propio, si bien también podría desarrollar un nuevo vehículo desde cero (o incluso ofrecer ambas alternativas en su gama).

Relacionadas | Maserati contará con 7 coches eléctricos en su gama para 2023

Compártelo: