El Mercedes-Benz EQC recibe un cargador más potente y nuevo equipamiento

El Mercedes-Benz EQC recibirá una serie de mejoras de cara al año 2021: a pesar de que el coche apenas lleva unos meses en el mercado, la firma alemana es consciente de que en un sector tan competitivo como el del coche eléctrico es importante mantener una oferta actualizada, mejorando tanto el equipamiento tecnológico como algunos aspectos técnicos de su todocamino.

La mejora más importante será la adición de un nuevo cargador a bordo más potente, lo que permitirá mejorar los tiempos de carga del vehículo. Así, el EQC ha pasado de admitir un máximo de 7,4 kW de potencia en corriente alterna a 11 kW, añadiendo además un nuevo cable de carga de cinco metros liso en lugar de en espiral.

Según la compañía, el nuevo cargador no estaba totalmente terminado en el momento del lanzamiento del EQC, algo que inicialmente le restó cierta competitividad frente a sus rivales. Hasta ahora el modelo tardaba unas once horas en cargar por completo su batería. La carga rápida en corriente continua por su parte se mantendrá sin cambios, ofreciendo 110 kW de potencia y tardando 40 minutos en recuperar el 80% de su alcance.

En el apartado estético podemos destacar la nueva pintura «Gris Mojave», mientras que en la dotación tecnológica podríamos resaltar la radio digital DAB de serie y el asistente MBUX. Además, el mando de acoplamiento del remolque presente en la puerta del conductor ha sido eliminado, pasando a situarse dicho control en el menú de configuración. También se han añadido unas nuevas luces de advertencia en las puertas traseras.

En el plano mecánico no habrá cambios, pues el modelo mantendrá su tren motriz formado por dos motores eléctricos asíncronos, los cuales le proporcionan tracción total, una potencia de 408 cv (300 kW) y un par de 765 Nm. Gracias a ello, este SUV familiar puede completar el 0 a 100 km/h en solo 5,1 segundos, con una velocidad punta de 180 km/h.

La batería de 80 kWh y la autonomía de 416 km (cifra homologada bajo el ciclo europeo WLTP) también se mantendrán inalteradas. Tras solucionar sus problemas de suministro de baterías Mercedes-Benz planea fabricar este año un total de 50.000 unidades del modelo, al que se unirán en los próximos meses otros eléctricos como el EQA, el EQB o el EQS.

Fuente | Motor.es

Relacionadas | Mercedes soluciona los problemas de suministro de baterías del EQC, y espera producir 50.000 unidades este año

Compártelo: