Renault y PSA abandonarán por completo los motores diésel en 2025

Durante años, las marcas francesas fueron las principales abanderadas del diésel, como demostró la proliferación de los motores dCi en el Grupo Renault y de los HDi en PSA (Peugeot-Citroën). Sin embargo, los tiempos están cambiando, y ahora ambas compañías han decidido apostarlo todo a la electrificación, anunciando el fin de sus motorizaciones diésel para el año 2025.

Renault sustituirá su gama dCi (que ya ha sido duramente golpeada por las últimas normativas de emisiones) con sus híbridos e-Tech y sus híbridos enchufables e-Tech Plug-in, los cuales ya están llegando a sus modelos de mayor difusión (Clio, Captur y Megane). Los próximos en unirse serán el recién presentado SUV coupé Arkana y la segunda generación del SUV compacto Kadjar. Además, la empresa continuará apostando con fuerza por su gama 100% eléctrica, liderada actualmente por el superventas ZOE.

Guilles Le Borgne, nuevo Director de Ingeniería de Renault, afirma que la actual generación de motores dCi será la última: a partir de ahora la firma del rombo centrará sus esfuerzos en la electrificación de su gama. Por otro lado, también ha añadido que a partir de 2025 todos los modelos de gasolina tendrán que hibridarse en diversos grados.

PSA por su parte ha confirmado la detención del desarrollo de sus motores diésel a través de Laurent Blanchet, director de producto de Peugeot. El ejecutivo afirma que la rápida evolución de los coches eléctricos en los próximos años justifica esta decisión, anunciando una apuesta total por los híbridos y los eléctricos puros.

«Los avances que se realizarán para 2025 en el campo de la autonomía y los esfuerzos en cuanto a la instalación de estaciones de carga permitirán a las flotas pasar del diésel al eléctrico». Además, Blanchet promete que la red Peugeot se encargará de explicar a sus clientes la importancia de cargar los modelos híbridos enchufables, los cuales según algunos estudios casi siempre circulan con las baterías agotadas.

Es interesante recordar que a día de hoy tanto Renault como PSA son los dos únicos grupos que han sido capaces de situar su media de emisiones dentro del límite de 95 gramos de dióxido de carbono por kilómetro establecido por la Unión Europea, algo que ha sido posible principalmente por su firme apuesta por el coche eléctrico.

Relacionadas | ¿Es posible vender coches eléctricos apelando a la nostalgia? Renault recupera sus anuncios de los años 90 con el nuevo Twingo Electric

Compártelo: