Este vehículo eléctrico puede transportar a una persona por medio mundo con la energía contenida en un litro de gasolina

Durante una competición donde el ganador se lleva 10.000 coronas suecas (982 euros) no por llegar primero, sino por ser el más ahorrador y más eficiente, se ha batido un nuevo récord.

El Delsbo es un concurso dedicado a impulsar el desarrollo tecnológico en términos de eficiencia energética. La prueba se desarrolla con el noble objetivo de «proporcionar una educación valiosa y ofrecer al público conocimiento sobre el potencial un futuro del transporte de pasajeros energéticamente eficiente», según los organizadores.

Pese a que los sistemas de propulsión eléctrica son, de por sí, bastante eficientes. Este evento trata de exprimir el concepto de la movilidad eléctrica al máximo premiando la eficiencia.

En pos de la movilidad sostenible

El concepto de eficiencia permite ser verdaderamente consecuentes a la hora de conquistar la sostenibilidad, puesto que la mejor forma de contribuir con la descarbonización de la economía y reducir las emisiones pasa por disminuir el consumo energético. Incluido el eléctrico.

Aunque podamos en la actualidad producir energía renovable, no quiere decir que esta sea gratuita ni que se deba derrochar. Entre los coches eléctricos no todos son iguales en términos de eficiencia. No consume lo mismo un Hyundai Ioniq que un pick-up cero emisiones como el nuevo Rivian RT1.

Pese a que ninguno de los anteriores vehículos emiten gases nocivos durante sus recorridos, no se pueden igualar desde el punto de vista de la sostenibilidad.

Mientras uno puede arrojar consumos de 157 Wh/km, el otro multiplicar esta cifra para recorrer los mismos kilómetros con coches eléctricos menos eficientes.

Menos energía que los faros de un automóvil

Pese a que los kW sean de producción renovable, no significa que sea lo mismo emplear 19 kWh para recorrer 120 km (como los obtenidos abordo de un Tesla Model 3 AWD en una ruta realizada por autovía con acceso al corazón de Madrid), que gastar, probablemente, el doble de kilovatios a bordo del nuevo Hummer eléctrico, en el mismo recorrido y numero de ocupantes.

Siguiendo esta línea de pensamiento, el concurso se centra el objetivo de la cultura de la eficiencia, por lo que el Delsbo Electric exige que sus participantes consuman menos energía que los faros ordinarios de un automóvil.

La prueba se realiza sobre un circuito ferroviario donde los vehículos expresamente fabricados para la prueba deben tener capacidad para un máximo de 6 pasajeros (que no pueden ir tumbados).

En la última edición el equipo Eximus IV pulió cada detalle llegando a evaluar hasta la distancia existente entre los railes. Tras detectar diferencias de hasta 8mm, ajustaron la distancia de los ejes de su prototipo con el que finalmente consiguieron batir el récord existente.

El equipo Eximus IV de la Universidad de Dalarna logro reducir su marca de 2019 fijada en 0,603 Wh por persona y kilómetro. El récord registrado por el equipo se sitúa en 0,517 Wh (Wh/persona-km).

En teoría, según el profesor Henrik Rödjegård, el Eximus IV puede transportar a una persona por casi la mitad del mundo utilizando la energía contenida en un solo litro de gasolina.

Esta nueva marca se registró una vez que la Delsbo Electric 2020 había finalizado. El resultado oficial de la edición 2020 situó en primer lugar también al Eximus IV, pero con una marca de 0,65 Wh/persona-km.

La organización de la prueba facilita los datos Energilogger en formato Excel, para aquellas personas que deseen conocer en profundidad los resultados de la última edición.

Compártelo: