El Tesla Model Y fabricado en China es un 30% más barato de lo esperado, lo que dispara su demanda: más de 100.000 reservas en 10 horas

Cuando Tesla presentó los primeros prototipos del Model Y en 2019, lo hizo con el convencimiento de que eventualmente terminaría convirtiéndose en el modelo más exitoso de su gama: según las estimaciones de la compañía, en el futuro este SUV familiar debería ser capaz de superar las ventas combinadas de los Model S, Model X y Model 3. Este último precisamente se ha convertido en el coche eléctrico más vendido del mundo en 2020, por lo que la ambición de rebasarlo son palabras mayores.

Lo cierto es que el Model Y ha supuesto varios cambios respecto a otros lanzamientos de Tesla. Para empezar, la marca decidió que su comercialización en mercados como China o Europa solo tendría lugar cuando comenzara la producción local en Giga Shanghái (principios de 2021) y en Giga Berlín (mediados de 2021), un movimiento que presumiblemente busca mejorar los costes y la competitividad del modelo.

Hasta hace poco el Model Y se fabricaba exclusivamente en la fábrica de Fremont; sin embargo, todo parece indicar que la producción en Giga Shanghái ya ha comenzado. De hecho, Tesla lanzó durante el día de Año Nuevo el configurador online del modelo en su página china, sorprendiendo a propios y a extraños con un precio mucho más bajo de lo esperado.

Así, las tarifas del SUV eléctrico han resultado ser un 30% inferiores a lo anunciado con anterioridad por la propia marca. La variante Long Range Dual Motor partirá de los 339.900 yuanes (42.798 euros al cambio), una diferencia más que notable respecto a los 488.000 yuanes (61.446 euros al cambio) estimados en su momento.

La versión Performance tampoco se queda atrás, pues con un precio de 369.900 yuanes (46.571 euros al cambio), resulta notablemente más barata que los 535.000 yuanes (67.364 euros al cambio) que se podían ver hasta hace poco en la web de Tesla. Además, todavía falta por añadirse una variante todavía más asequible: la Long Range RWD (tracción trasera).

Es altamente probable que Tesla ya supiera que el Model Y chino sería muchísimo más barato de fabricar que el estadounidense; sin embargo, posiblemente decidió mantener en secreto los precios reales del coche hasta el último momento para no perjudicar al Model 3, que se ha convertido en el eléctrico más vendido de China en 2020.

Estas atractivas tarifas se han logrado además sin el bono de 37.000 yuanes (4.659 euros) concedido por el gobierno chino a los automóviles eléctricos de coste inferior a 300.000 yuanes, del que sí se beneficia el Model 3 Standard Range Plus RWD. Aparentemente, los demoledores precios del Model Y provocaron una oleada de pedidos, superándose las 100.000 reservas en menos de diez horas.

Relacionadas | Tesla actualiza el interior del Model Y: nueva consola central, paneles de puerta, volante calefactado…

Compártelo: