Un coche eléctrico de segunda mano podría ahorrarte mucho dinero en combustible

A la hora de comprar un vehículo eléctrico, muchos consumidores están dispuestos a realizar la transición, pero a veces el precio de compra acaba siendo un problema, ya que suele ser más alto que el de un vehículo equivalente de gasolina o diésel.

Sin embargo, una nueva investigación de Consumer Reports revela que cuando se considera el coste total de propiedad, incluidos factores como el precio de compra, los costes de combustible y los gastos de mantenimiento, los coches eléctricos son una mejor opción, especialmente en los segmentos más asequibles.

La ventaja del ahorro puede resultar muy efectiva durante los primeros años, y continúa mejorando cuanta más antigüedad posea el vehículo eléctrico. El estudio demuestra que los ahorros de combustible por si solos pueden ser de unos 4000 euros durante los primeros siete años. Además, los ahorros estimados durante toda la vida útil de la mayoría de los coches eléctricos oscilan entre los 5000 y los 8000 euros.

Cuando se comparan coches de tamaño similar y del mismo segmento, un modelo eléctrico puede costar entre un 10 y un 40% más que un modelo equivalente de gasolina, según el análisis de CR. El margen exacto de ahorro dependería de la diferencia de precio entre los modelos de gasolina y los eléctricos que se comparen.

Para los modelos de menor precio, los ahorros derivados de los costes de propiedad durante la vida útil del coche (estimado en unos 300000km) generalmente exceden el dinero extra que se debe pagar por un modelo eléctrico equivalente.

Por ejemplo, comprar un Chevrolet Bolt en Estados Unidos cuesta 8000 dólares más que un Hyundai Elantra GT, pero el Bolt tiene unos costes de 15000 dólares menos durante toda su vida útil, suponiendo un ahorro de 7000 dólares, según el estudio de Consumer Reports. En el segmento de lujo, el ahorro en costes operativos a menudo se ve favorecido por una diferencia de precios más ajustada. El Tesla Model 3 tiene un precio de venta más bajo que un BMW 330i de gasolina, y solo cuesta alrededor de 2000 dólares más que un Audi A4. Pero los ahorros para el Model 3 son de aproximadamente 17000 dólares en comparación con cualquiera de los populares coches alemanes de gasolina.

«No importa cómo se mire, el enorme potencial de ahorro de los vehículos eléctricos podría cambiar las reglas del juego para los consumidores,» dice Chris Harto, analista senior de políticas de transporte y energía de Consumer Reports, líder del estudio.

Relacionadas | Los coches eléctricos que menos se devalúan con el paso de los años

Fuente | Consumer Reports

Compártelo: