En Noruega han conducido varios coches eléctricos hasta agotar al 100% sus baterías. Estos son los resultados del «NAF Range Test»

La Federación del Automóvil de Noruega NAF (Norwegian Automotive Federation) ha realizado su segunda prueba de autonomía este año. Esta prueba en concreto consiste en conducir el coche eléctrico «hasta su muerte,» lo que significa agotar completamente su batería. Instantes antes de que el coche se detenga, cada conductor debe posicionar su vehículo en un área segura y esperar a que el camión de rescate venga a socorrerlos.

Este año, se ha realizado el test en nada menos que 21 modelos diferentes, ya que año tras año el número de coches 100% eléctricos es cada vez mayor. El objetivo del test es, además de ver la autonomía real de cada coche, comparar esa cifra con la cifra WLTP, para ver si la diferencia es sustancial o no.

Las condiciones de la prueba son las siguientes, y son de obligado cumplimiento para todos los conductores. En primer lugar, no está permitido «precalentar» ni el habitáculo ni la batería antes de la prueba. En segundo lugar, el test se realiza el mismo día y a lo largo de la misma ruta, con estilos de conducción similares y con los mismos ajustes en el climatizador.

La prueba consiste en un recorrido mixto que incluye ciudad, carretera secundaria y autovía con velocidad máxima de 110km/h. Todos los coches deben circular por un paso de montaña, dos en el caso de modelos con gran autonomía. Sin embargo, no hemos obtenido información sobre la cifra exacta a partir de la cual se considera que el coche es de «gran autonomía.»

De los 21 modelos probados, 18 superaron la autonomía homologada bajo WLTP, según los resultados de NAF. El Polestar 2, el Citroën e-C4 y el Xpeng G3 no consiguieron superarla, pero se quedaron muy cerca (3, 5 y 12 km de diferencia, respectivamente). Los resultados generales del test fueron sorprendentes, ya que normalmente las autonomías homologadas no suelen ser realistas y, por tanto, son difíciles de alcanzar.

El ganador general en todas las categorías (autonomía, consumo y tiempo de recarga) fue el Tesla Model 3 Gran Autonomía, que alcanzó los 654.9km recorridos. En segunda posición, se colocó el Ford Mustang Mach-E RWD con 617.9km. En el caso del Model 3, la versión conducida fue la más reciente, cuyas cifras WLTP son de 614 kilómetros (580 km para la versión anterior).

Todos los coches probados se condujeron más allá del cero teórico, momento en el cual el coche nos muestra 0% de autonomía restante. Tanto el Model 3 como el Mach-E mostraron el 0% tras haber recorrido unos 600km. Sin embargo, ambos modelos condujeron entre 20 y 50 kilómetros más.

Relacionadas | El Toyota Mirai rompe el récord mundial de distancia recorrida con un solo tanque de hidrógeno y llega a los 1003 km

Fuente | INSIDEEVs

Enlace a la prueba | NAF

Compártelo: