Tesla pide los permisos para poder fabricar baterías en su Gigafábrica de Berlín

Después de un proceso de incertidumbre donde no se sabía si Tesla fabricaría sus baterías en la planta que levanta en Alemania, ahora los últimos permisos enviados al gobierno de la región confirman que la marca norteamericano habría decidido el poner en marcha una línea de producción de baterías en su nueva instalación europea.

Según el anuncio de la oficina estatal responsable del medio ambiente del estado,  Tesla quiere poner en marcha una línea de producción de batería en la fábrica de Grünheide, donde como vemos además de vehículos también se producirán sus baterías. Algo que sobre el papel le permitirá reducir costes, el impacto ambiental y acortar los plazos respecto a importar las celdas desde Estados Unidos o Asia.

Este nuevo movimiento podría estar detrás del reciente anuncio de que la producción en la planta sufrirá un pequeño retraso en su inicio, que pasará de este verano a finales de año. Algo que podría permitir al fabricante de Palo Alto para ultimar las líneas de producción de baterías y así comenzar la fabricación con celdas locales.

Además de la producción de las celdas, el nuevo permiso presentado incluye una expansión del taller de prensado, mientras que el taller de carrocería se reducirá a una línea de producción. También se incluyeron diversas medidas para reducir el consumo de agua, que ha sido una de las principales críticas de los vecinos y grupos ambientalistas.

Y es que Tesla necesita acelerar su producción de baterías para poder cubrir una demanda que no para de crecer y que amenaza con convertirse en un problema. Un bendito problema eso si, pero que la evolución muestra que los americanos tienen que aumentar de forma importante su suministro de baterías ya que las ventas no hacen más que acelerarse.

Algo que podemos ver de forma gráfica en la imagen superior, donde observamos que durante el primer trimestre de 2021 ya se han igualado las ventas de los dos primeros trimestres de 2020, lo que anticipa un año donde se superarán sin problemas el millón de unidades entregadas, lo que se traducirá en duplicar las ventas del pasado año, año que ya lograron incrementar a pesar de las dificultades de la pandemia sus cifras un 36% respecto a 2019.

Relacionadas | El Tesla Model 3 ya ocupa la 16ª posición en la lista de coches más vendidos a nivel mundial

Compártelo: