Concept Mercedes-Benz EQG: así será el esperado todoterreno eléctrico que llegará en 2024

Con motivo del Salón del Automóvil de Múnich, Mercedes-Benz ha presentado una auténtica avalancha de novedades 100% eléctricas (Mercedes-AMG EQS 53 4MATIC+, Concept Mercedes-Maybach EQS, etc). Entre ellos se encuentra el prototipo Concept EQG, que adelanta las líneas de la futura versión eléctrica del clásico todoterreno Clase G.

Previsto para el año 2024, el Mercedes-Benz EQG tomará muchas de las claves vistas en el concept car, que por otro lado respeta en gran medida la estética del Clase G, cuya imagen apenas ha variado desde su lanzamiento en el año 1979. Tras más de cuatro décadas a la venta, era de esperar que la firma de la estrella no quisiera arriesgarse con la renovación de uno de sus modelos más icónicos.

A pesar de todo, la marca ha introducido algunos cambios verdaderamente llamativos que probablemente no lleguen al modelo de producción. Aunque se mantienen las ópticas redondas, la parrilla es sustituida por un panel iluminado que además hace juego con las tiras LED que encontramos en las molduras laterales, en la baca y en el baúl para guardar los cables de carga, que sustituye a la clásica rueda de repuesto acoplada al portón.

La carrocería está pintada en un llamativo esquema bitono (gris metalizado y negro brillante), mientras que las enormes llantas de 22 pulgadas combinan un diseño relativamente aerodinámico con un generoso perfil, lo que nos indica que sigue siendo un vehículo enfocado a un uso fuera del asfalto.

El Mercedes-Benz EQG será un auténtico todoterreno

El Concept EQG se asienta sobre el mismo chasis de largueros y travesaños del Clase G convencional, por lo que se tratará de un verdadero todoterreno. Su rendimiento off-road estará asegurado gracias al empleo de cuatro motores eléctricos (uno por rueda), los cuales serán controlados de forma independiente a través de un sistema de nuevo desarrollo.

Al igual que otros coches eléctricos de elevada potencia, el EQG dispondrá de una caja de cambios de dos relaciones (una de ellas actuará como reductora, mientras que la otra probablemente estará enfocada a mejorar la eficiencia del conjunto motriz cuando se circule por vías convencionales). El coche estará disponible con dos niveles de potencia.

Sobre el papel, pocos vehículos serán rivales directos del Mercedes-Benz EQG. El más similar por concepto será el Rivian R1S, que compartirá su gran tamaño, su enfoque lujoso, sus aptitudes todoterreno y el uso de un chasis de escalera. La futura versión eléctrica del Jeep Wrangler, conocida como Magneto, probablemente pueda plantar cara por campo al modelo alemán; sin embargo, se situará varios escalones por debajo en términos de refinamiento.

Compártelo: