Volvo añade en la última actualización OTA del XC40 Recharge el Range Assistant y más autonomía

Con carácter inmediato se ofrece una actualización de software a través de Internet (OTA) para los Volvo XC40 Recharge, que serán actualizados a lo largo del mes, tan pronto sus propietarios acepten el envío. La nueva versión incorpora el asistente de conducción eficiente Range Assistant, una gestión de las baterías mejorada, mejora de algunas características y solución de fallos ya conocidos.

En primer lugar, decir que el Range Assistant le permite al conductor tener más información sobre qué está consumiendo energía cada momento: velocidad, estilo de conducción y climatización. En la misma pantalla se puede ver la autonomía estimada en función de dicho uso, y el consumo instantáneo. Funcionalidad similar ya existe en varios competidores del Volvo XC40 Recharge de fábrica. Los C40 Recharge sí salen de fábrica con Range Assistant.

Con la información del asistente los conductores pueden influir positivamente en la autonomía en lo que a ellos respecta. En cuanto al propio vehículo, la actualización mejora la gestión de la energía y la eficiencia de la frenada regenerativa, así como el preacondicionamiento de las baterías previo a una recarga si está en el navegador marcada como tal. Volvo no dice cuánto puede aumentar la autonomía a igualdad de forma de conducir, y no hay datos nuevos sobre homologación, entendemos que siguen como estaban.

La función de optimización de autonomía hace ajustes en la climatización para reducir el consumo en función de los ocupantes que vayan a bordo, según Volvo puede ayudar a aumentar la autonomía en los viajes largos al «reducir la necesidad de parar a recargar». De momento el asistente está en fase beta, y en una versión más avanzada dará consejos para mejorar la autonomía, prestación que varios competidores del XC40 Recharge también tienen de fábrica.

La actualización aplica mejora en las ayudas a la conducción -sin entrar en detalles-, avisa del impacto del rendimiento de las baterías cuando hace frío y soluciona fallos. La disponibilidad de la actualización se avisa en el panel de información y a través de la aplicación Volvo Cars para teléfonos móviles. La intención de Volvo es mantener una política de actualizaciones para que sus coches se mantengan al día, cosa que harán durante un tiempo y con cargo a la casa.

Más adelante, y esto puede ocurrir con cualquier fabricante, dichas actualizaciones no seguirán fluyendo salvo que haya imperativos regulatorios o legales. En la industria de los teléfonos móviles hay fabricantes que pasados tres años ya no proporciona actualizaciones y aceleran la obsolescencia programada. En la industria del automóvil veremos qué plazo es razonable para mantener los coches al día, ya sean cinco, 10 o 15 años.

Compártelo: