NIO firma un acuerdo con Shell para desplegar sus estaciones de intercambio de baterías en Europa

El fabricante de vehículos eléctricos chino NIO ha firmado un acuerdo estratégico con Shell para el desarrollo de una red de estaciones de intercambio de baterías en China y Europa. Ambos socios planean instalar 100 estaciones en China de cara al año 2025, así como comenzar a operar las primeras instalaciones piloto en Europa para el año que viene.

NIO y Shell también colaborarán en la investigación y el desarrollo de la tecnología de intercambio de baterías. Por otro lado, los usuarios de vehículos NIO tendrán acceso a los puntos de carga de Shell. «Esto significa que ofreceremos Shell Recharge de alta velocidad en ubicaciones NIO y que el intercambio de baterías estará disponible en ubicaciones de Shell, al mismo tiempo que ofreceremos a los clientes de NIO nuestras mejores soluciones de carga para el hogar y la empresa», ha querido señalar Istvan Kapitany, vicepresidente ejecutivo global de Shell Mobility.

NIO es una de las pocas compañías que actualmente está apostando por las estaciones de intercambio de baterías, una tecnología que en su momento fue explorada por fabricantes como Renault o Tesla y que finalmente fue abandonada debido a su mayor complejidad frente a una estación de carga rápida estándar.

A día de hoy, NIO ya cuenta con más de 600 estaciones operativas en China; además, ha completado un total de 4 millones de intercambios hasta septiembre de 2021. La empresa aspira a contar con una red de 4.000 estaciones para finales de 2025, incluyendo 1.000 estaciones fuera de su mercado natal, la mayoría de ellas en Europa.

NIO cuenta con más de 600 estaciones operativas en China

Recientemente, NIO abrió su primera estación de intercambio de baterías en el viejo continente; concretamente, en Noruega. Para finales de 2022, la marca calcula que contará con unas 20 estaciones operativas en el país nórdico, las cuales se situarán en las cinco ciudades más grandes del país, así como en las carreteras principales.

El 92% de los clientes de NIO en Noruega optan por el servicio «Battery as a Service» (BaaS); es decir, compran su vehículo sin batería y pagan una suscripción mensual por utilizarla y acceder a la red de estaciones de intercambio.

La segunda generación de la Power Swap Station de NIO es capaz de llevar a cabo hasta 312 intercambios cada 24 horas, a un promedio de 277 segundos (4,6 minutos) por intercambio (incluyendo el proceso de estacionamiento). Esta estación cuenta con 14 espacios para baterías (13 packs y una ranura vacía para las baterías descargadas).

Fuente | Business Green

Relacionadas | NIO instala su primera estación de intercambio de baterías en Europa

Compártelo: