Volkswagen reemplazará a su CEO en China debido al lento despliegue de su gama eléctrica

El Grupo Volkswagen ha tomado la decisión de reemplazar a su director ejecutivo en China, Stephan Woellenstein, el cual dejará su cargo el próximo 1 de febrero tras tres años en el puesto. A día de hoy, el país asiático es con diferencia el mercado más importante para la compañía, pues representa el 40% de su volumen de ventas.

Sin embargo, Volkswagen no está siendo capaz de cumplir con sus previsiones de crecimiento, pues las ventas de su gama eléctrica ID. están siendo más bajas de lo esperado. Teniendo en cuenta que China es actualmente el mayor mercado mundial de coche eléctricos, esta situación preocupa a la empresa alemana, que ha decidido tomar cartas en el asunto.

Volkswagen se había puesto como objetivo vender entre 80.000 y 100.000 coches eléctricos de la familia ID. en China a lo largo del año 2021; sin embargo, hasta el mes de septiembre solo llevaba 47.200 unidades, muy por detrás de los registros logrados en el mercado europeo. Volkswagen culpa de esta situación principalmente a la escasez global de chips.

En lo que va de año, Volkswagen ha perdido el 27% de su producción planificada, pues se ha visto más afectada por las limitaciones en el suministro que rivales como BMW o Tesla. «En China, nuestras empresas conjuntas han perdido casi un 30% y Skoda ha bajado un 32%», ha explicado durante una reciente reunión Herbert Diess, director ejecutivo del conglomerado.

Volkswagen superó en octubre a NIO y XPeng

Aunque Volkswagen ha sido durante muchos años la marca más vendida del mercado chino, los compradores de vehículos eléctricos son de media mucho más jóvenes que sus clientes tradicionales, lo que ha llevado a Diess a exigir a su división china nuevos enfoques para fortalecer las ventas de la gama ID. en la región.

A pesar de estos problemas, el pasado mes de octubre Volkswagen logró entregar 13.000 vehículos de la familia ID. en China, un hito que le permitió superar a fabricantes locales como NIO o XPeng. Así, la compañía se situó en el tercer puesto del ranking de ventas de «vehículos de nueva energía» (híbridos enchufables, eléctricos puros, etc).

A día de hoy, la gama ID. en China está integrada por el compacto ID.3, el SUV familiar ID.4 y el SUV ejecutivo ID.6. Estos dos últimos modelos se desdoblan en dos variantes: los ID.4 Crozz e ID.6 Crozz, fabricados con FAW, y los ID.4 X e ID.6 X, fabricados con SAIC. Se espera que a corto plazo esta alineación se refuerce con la llegada del ID.5, la versión «coupé» del ID.4.

Fuente | Automotive News Europe

Relacionadas | Volkswagen tiene que parar la producción de sus coches eléctricos por la falta de chips

Compártelo: