A la espera de los Supercargadores V4, Tesla incrementará de nuevo sus V3 hasta los 324 kW

La velocidad de carga ha sido para Tesla uno de los argumentos de venta más utilizados junto con su ejemplar y extensa red de cargadores que abarca varios continentes. La llegada de la competencia ha desatado una carrera por cargar la batería en el menor tiempo posible, que beneficia a los usuarios y a la implantación del coche eléctrico.

Ahora desde los Estados Unidos de América, el analista Sawyer Merritt en declaraciones recogidas por InsideEvs, llega la notica de un ulterior aumento de potencia en los supercargadores de Tesla más modernos, aquellos denominados V3.

A mediados de 2021 este medio avanzó la noticia de la subida de potencia de 250 kW a 300 kW de estos cargadores y explicamos a qué se debía este aumento. Pero apenas unos meses más tarde, parece ser que los 300 kW no son suficientes para Tesla.

Finalmente aparentemente, en los Estados Unidos, los Tesla Superchargers V3 alcanzarán los 324 kW de potencia, situándose casi al mismo nivel que los más modernos cargadores CCS Combo de 350 kW de la competencia. Eso sí, sin necesidad de llegar a los 800V.

Supercargadores de Tesla a 324 kW

Merritt ha anunciado que los «Tesla Superchargers en América del Norte alcanzarán una velocidad de carga de 324 kW a finales de este año«.

Mientras llega esta nueva subida de potencia que reduce los tiempos de carga, queda por saber cómo serán y que potencia entregarán los futuros V4.

Si con la actual tecnología de baterías de la gama Tesla, que se mantiene en los 400V, aumentar por encima de los 350 kW de potencia los cargadores podría llevar consigo toda una nueva generación de baterías a instalar en los Tesla que llegarán en los próximos años.

En la actualidad la red de carga más extensa y disponible del mundo de momento para usuarios Tesla, salvo por unos países europeos en fase de pruebas, ofrece los siguientes niveles de potencia de carga:

  • V2: 150 kW (originalmente ofrecían 120 kW).
  • V3: 250 kW (anuncio de actualización a 300 kW en julio 2021 y ahora a 343 kW).

La llegada de vehículos como el Porsche Taycan  y la red IONITY en Europa, con potencias de carga de 350 kW (en algunas ubicaciones) ha elevado la apuesta. El aumento de potencia de Tesla es una clara respuesta a la propuesta germana en la carrera por igualar los tiempos de ‘repostaje’ del coche de gasolina.

En la actualidad la red de carga que cuenta con más de 25.000 puntos de carga en todo el mundo, mientras continúa su expansión. Para romper los tabúes y los temores para dar el salto al coche eléctrico, Tesla usa su red de carga para demostrar que los tiempos de parada son cada vez más cortos.

Este podría ser el motivo tras el aumento de potencia hasta los 324 kW. De esta forma los propietarios se acercan a las velocidades de la competencia, y hace la red más atractiva al resto de usuarios de coches eléctricos cuando se abra al público no Tesla.

Por supuesto, una cosa es la potencia pico y otra la curva de carga. Un aspecto donde los modelos de Tesla no han destacado precisamente, y que veremos ahora lo que mejora con esta subida de potencia.

Compártelo: