El Cadillac InnerSpace Concept es un prototipo eléctrico y autónomo que nos muestra el futuro de la marca premium

General Motors está siendo, sin lugar a dudas, una de las grandes protagonistas del CES 2022. Aunque la mayoría de novedades que ha presentado el grupo estadounidense se corresponden con modelos de la marca Chevrolet (Equinox EV, Silverado EV…), no han faltado algunas interesantes propuestas de Cadillac, la firma premium del conglomerado.

La histórica marca, inmersa en un proceso de electrificación que culminará en 2030 con el abandono de los motores de combustión interna, ha revelado durante el evento el prototipo InnerSpace Autonomous Concept, un vanguardista automóvil eléctrico y autónomo llamado a representar la dirección que tomará la compañía en los próximos años.

La principal característica del InnerSpace Autonomous Concept es que no dispone de volante o cualquier otro tipo de control manual, pues Cadillac imagina un futuro en el que los automóviles serán completamente autónomos. Dicho de otra forma, este prototipo ha sido concebido como un adelanto de la conducción autónoma de nivel 5.

Desde un punto de vista estético, lo que más llama la atención del concept car es su minúsculo capó y su enorme parabrisas panorámico, que conjugado con la suave caída del techo le da al vehículo un perfil arqueado muy característico. Curiosamente, el voladizo delantero se ha visto reducido a su mínima expresión, mientras que el trasero está sobredimensionado.

El Cadillac InnerSpace Autonomous Concept no tiene volante ni pedales

Este biplaza, que cuenta con una cúpula basculante que facilita el acceso al habitáculo, dispone de una pantalla de ancho completo que permite a los pasajeros disfrutar de una experiencia de realidad aumentada, pues ofrece funciones de infoentretenimiento avanzadas a la vez que muestra lo que hay alrededor del automóvil.

Los asientos, que toman la forma de un sofá de gran lujo, disponen de unos reposapiés retráctiles; además, bajo la pantalla hay un cajón en el que se guardan unas mantas y cojines. Todas las funciones del vehículo se controlan mediante comandos vocales, pues no hay ningún tipo de control físico en el habitáculo (ni siquiera superficies táctiles).

Como no podía ser de otra forma, el Cadillac InnerSpace Autonomous Concept se basa en la plataforma Ultium de General Motors, una avanzada arquitectura de gran flexibilidad sobre la que el grupo articulará su futura gama cero emisiones. Su uso conlleva, entre otras cosas, el empleo de un sistema de gestión inalámbrico para la batería.

Compártelo: