Comienza la preproducción de la Volkswagen ID. Buzz

Volkswagen ha comenzado la preproducción de la furgoneta eléctrica ID. Buzz en su planta de Hannover (Alemania). Así lo ha confirmado la propia marca en su cuenta de Twitter a través de un vídeo en el que podemos ver a dos unidades del vehículo comercial, todavía camufladas, salir de la factoría en dirección a España, pues la semana que viene participarán en un evento de presentación con la prensa.

Los periodistas invitados podrán conducir por primera vez el esperado vehículo, cuya presentación oficial está programada para el próximo 9 de marzo. Este modelo es probablemente uno de los más esperados de la nueva gama cero emisiones de la compañía, pues será el heredero de la legendaria Transporter T1 de los años 50 y 60.

La furgoneta, cuyos prototipos todavía están siendo testados en carretera abierta, se pondrá a la venta en el segundo semestre del año, aunque en algunos países como Noruega o Suecia ya se han abierto los libros de reservas. Si bien inicialmente estará disponible en versiones de pasajeros y de carga, más adelante también se añadirá una camper (ID. California).

De acuerdo con algunas informaciones preliminares, la ID. Buzz se comercializará en dos longitudes. En un principio, el modelo más largo medirá 4,94 metros y tendrá una batalla de 3,30 metros, aventajando en unos 30 centímetros a la Transporter T6.1 térmica. Esto será posible gracias al uso de la flexible plataforma MEB.

La Volkswagen ID. Buzz tendrá una versión camper

Aunque todavía no se han comunicado los datos técnicos definitivos, todo apunta a que estará disponible con dos packs de baterías: uno de aproximadamente 60 kWh con el que alcanzará una autonomía de 300 km WLTP, y otro de más de 100 kWh que le permitirá superar los 500 km WLTP. Al igual que los ID.4 e ID.5, también se ofrecerá en configuraciones de tracción trasera y total.

Dentro de la gama del fabricante, la ID. Buzz tendrá una doble función: por un lado, se convertirá en el modelo eléctrico más familiar de la compañía, superando en habitabilidad y practicidad al ID.6 vendido en China; por otro, será la única propuesta retro de su alineación, un nexo de unión entre la «nueva Volkswagen» y su ilustre pasado (Beetle, las tres primeras generaciones de Transporter, etc).

En caso de que esta propuesta tenga éxito, Volkswagen se plantea recuperar otros de sus clásicos; sin ir más lejos, Herbert Diess, CEO del grupo, confirmó recientemente que la marca alemana está estudiando la posibilidad de relanzar el Beetle como eléctrico a lo largo de la segunda mitad de la década (por lo tanto, emplearía la plataforma SSP, sustituta de la actual MEB).

Compártelo: