Ex ingenieros de SpaceX consiguen la inversión para construir vagones de carga autónomos y eléctricos

Tres antiguos ingenieros de SpaceX han presentado la empresa Parallel Systems. Creada para diseñar y construir vagones de tren para mercancía eléctricos y autopropulsados, acaba de conseguir una importante inversión de 50 millones de dólares.

El CEO de la compañia, Matt Soule, trabajó durante 13 años en SpaceX como jefe de aviónica, lo que él define como «hacer que el cohete volara en línea recta». Después de dejar la compañía en 2019, y a raíz del visionado casual de un vídeo en Youtube sobre trenes de mercancías, estuvo madurando el potencial de la infraestructura ferroviaria y la posibilidad de reducir emisiones de carbono. En 2020, junto con otros dos exempleados de SpaceX, John Howard y Ben Stabler creó la compañía y mantuvo en silencio lo que estaban haciendo hasta que ayer lo hizo público.

Mover carga por ferrocarril con mucha menos energía

«Fundamos Parallel para abrir nuevos mercados al ferrocarril, incrementar el uso de la infraestructura y mejorar el servicio para reducir las emisiones de carbono», dijo Matt Soule. «Nuestro modelo de negocio es darle a los ferrocarriles las herramientas que le permitan atraer al transporte de carretera a las vías. El sistema Parallel puede aliviar la cadena de suministros permitiendo el traslado de mercancías desde y hacia los puertos a bajo coste. Nuestra apuesta son los vagones de mercancías eléctricos y autónomos. Están diseñados para mover la carga de una manera más limpia, rápida, segura y económica que los trenes o camiones tradicionales».

Los vagones de carga de Parallel funcionan por parejas y pueden cargar contedenores de 20 ó 40 pies como los que vemos trasportar en camiones. Los vagones son autopropulsados, pero el funcionamiento está optimizado para que enganchen varios entre sí. Su autonomia para una carga de 58 Tm ronda los 800 km y necesita una hora para realizar una carga completa. En el tren tradicional se ahorran costos de combustible favoreciendo el uso de un solo tren para llevar hasta más de 200 vagones. Estacionarlos y descargarlos sin embargo es una tarea compleja. Parallel systems prevé grupos de 10 a 50 contenedores conectados, que serían más ágiles para carga y descarga, así como para hacer los cambios de vía. Todo ello está orientado a mejorar y especializar la logística incluso en andenes más pequeños.

Segund prototipo del vagón de Parallel Systems

Movilidad autónoma y eléctrica para la línea de ferrocarril

Los costos energéticos se han calculado como un 25% del necesario si el transporte fuera hecho por un camión eléctrico de larga distancia. Sin embargo todavía no han decidido qué tipo de baterías usar. Cada vagón tiene un sistema de seguridad basado en cámaras que detectan imprevistos como un vehículo en medio del rail. Incorpora también un sistema de frenado redundante que le permite hacer paradas de emergencia 10 veces más rápido que un tren.

De momento Parallel Systems ha tenido contacto con 30 empresas interesadas, incluyendo empresas de ferrocarril de larga y corta distancia, transportistas marítimos, puertos y transportistas industriales. Estas reuniones han sido muy positivas y llevaron a encontrar valores adicionales, mejoras y aplicaciones potenciales en el futuro.

Compártelo: