El intercambio de baterías para motos KYMCO llega a Europa. Primera parada, Italia

En el continente asiático, donde las populosas urbes están plagadas de motocicletas, comenzó la aventura de implantar sistemas de intercambio de baterías. Hay tres sistemas que nos llaman la atención: el de Gogoro, el IONEX de KYMCO, y el de Honda a adoptar por varios fabricantes japoneses bautizado como Gachaco. La funcionalidad básica es la misma en los tres casos.

El cliente se compra una moto eléctrica sin pagar la batería, por lo que el precio baja notablemente. La batería se alquila mes a mes, y en el caso de necesitar una recarga rápida y no tener acceso a un enchufe, se acerca a una estación de intercambio, da el «cambiazo», y continúa circulando. En Europa ese sistema se utiliza en flotillas de alquiler a corto plazo.

KYMCO va a introducir en el Viejo Continente su sistema de intercambio de baterías, IONEX, y será Italia el primer país donde se implantará. El distribuidor KMI de Padana Sviluppo será el primero en ofrecer la KYMCO eléctricas al público. La marca asiática tiene una presencia de más de 30 años en el mercado italiano. Las motos compatibles y las estaciones de intercambio se presentaron en el pasado EICMA de Milán.

El coste de implantar la red de intercambio de baterías para motos es ridículo en comparación con las estaciones de intercambio robotizadas para turismos, ya ni hablemos de vehículos industriales. No hace falta robotizar nada, el propio usuario se basta para retirar una batería gastada, introducirla en un zócalo para cargarla, y retirar otra para seguir circulando. Además, las baterías son de lejos mucho más baratas.

Si este modelo tiene éxito en Europa, la sustitución del parque de motocicletas de gasolina por eléctricas nuevas puede acelerarse sustancialmente. Además, es un sistema más cómodo que andar retirando las baterías y llevarlas a casa o al trabajo para cargarlas. Algunos paquetes no son precisamente ligeros si uno no está en forma. Silence, fabricante español, ideó un sistema de batería-trolley para facilitar más su transporte.

Mientras no haya un estándar internacional –de iure– que defina cómo tienen que ser las baterías intercambiables, básicamente cada fabricante o grupo de fabricantes tratan de convertir su estándar en un estándar –de facto-. De momento, Gogoro está ganando la partida en Asia, y en Taiwán, KYMCO tiene 10 veces menos importancia que su rival.

Fuente | Moto.it

Compártelo: