Renault vende parte de su división coreana a Geely

Corren malos tiempos para el Grupo Renault. A pesar de que el nuevo director ejecutivo de la compañía, Luca de Meo, logró que el fabricante galo cerrara 2021 con un margen operacional del 3,6% y una reducción de los costes fijos de 2.000 millones euros, lo cierto es que, tras la pandemia de COVID-19 y la crisis en el suministro de semiconductores, la guerra entre Rusia y Ucrania ha golpeado con especial fuerza al constructor.

Si a finales del mes pasado se deshacía de su filial rusa AvtoVAZ por un precio simbólico, ahora se ha sabido que venderá un 34,02% de su unidad surcoreana (Renault Korea Motors) al gigante chino Geely, un movimiento que le permitirá recaudar unos fondos de aproximadamente 207 millones de dólares.

Esta no es la única medida que está estudiando la compañía, que también se plantea vender parte de sus acciones en Nissan (las cuales serían compradas por la propia firma nipona) y separar su negocio de coches eléctricos y su empresa de movilidad Mobilize en una división independiente. Con ello, Renault conseguiría los fondos necesarios para financiar el desarrollo de su gama eléctrica.

Corea del Sur es un mercado muy complejo dominado a día de hoy por Hyundai y KIA. A pesar de que Renault lleva más de dos décadas comercializando automóviles bajo la marca Samsung en el país asiático, lo cierto es que sus ventas se han resentido en los últimos años (en 2021 se registró una caída interanual del 36%).

Geometry C

Geely y Renault firmaron un acuerdo de colaboración en enero

Hace unos meses, Geely y Renault firmaron un acuerdo de colaboración para el desarrollo y la comercialización de vehículos híbridos en China y Corea del Sur. La venta parcial de Renault Korea Motors reforzará esta alianza y ayudará a Geely a introducirse en el mercado coreano, tradicionalmente muy cerrado a los fabricantes extranjeros. Además, también acercará a Geely a los tres principales fabricantes de baterías del país (LG Energy Solution, Samsung SDI y SK On).

«Es una asociación, y Geely podría estar llamando a la puerta del mercado de vehículos eléctricos de Corea del Sur. Para las empresas chinas, construir un historial exitoso en Corea del Sur puede ayudar a vender vehículos eléctricos en otros mercados, así como en Europa y Estados Unidos, a los que las empresas continúan tocando la puerta, pero son mercados difíciles», explica a Automotive News Europe Kim Jin-woo, analista de Korea Investment & Securities.

Geely es actualmente uno de los fabricantes de automóviles de origen chino con mayor implantación internacional, fruto de la adquisición de marcas como LEVC (London Electric Vehicle Company), Lotus, Polestar o Volvo. Además, posee un 50% de smart, así como un 9,7% de Mercedes-Benz.

Fuente | Automotive News Europe

Compártelo: