Tesla retrasa la llegada de Autopilot avanzado y FSD a Europa, no cumplen la normativa

Mientras en Estados Unidos y Canadá los conductores de Tesla disfrutan del Autopilot mejorado (EAP) y los participantes de la beta pública del sistema semiautónomo «Full Self-Driving» (FSD), en Europa vamos a otro ritmo. La normativa es más dura y obliga al fabricante a hacer algunos cambios para que puedan venderse sus coches.

Se están acumulando coches en los centros de entrega porque no se les puede dar salida inmediatamente. Los coches que vienen con EAP y FSD están retenidos a la espera de que una actualización de software desactive todas las funcionalidades que en Europa no están permitidas. También sucede en Noruega, según Morten Grove.

Los clientes afectados están siendo avisados de demoras en sus entregas aunque los coches ya están en destino. Las funcionalidades concretas que no pasan el filtro de la normativa europea no las conocemos, dado el hermetismo informativo de la marca americana, y porque Elon Musk no ha tuiteado al respecto. La KBA de Alemania y sus equivalentes holandeses estaban con el ojo encima de estos asistentes a la conducción.

Los clientes que han optado por el Autopilot han tenido que pagar 3.800 euros más por su Tesla, y los que han elegido la capacidad FSD -aunque venga desactivado- son 7.500 euros. Ambos importes no se suman, ya que el sistema FSD ya incluye el EAP. Deberían estar informados de que han pagado por adelantado por sistemas que no pueden disfrutar completamente en Europa.

Tan pronto puedan desactivarse las funciones que contravienen la normativa, esos coches podrán entregarse sin problema. Más adelante, cuando se logre la conformidad, otra actualización de software podrá liberar funciones. Mientras tanto, Tesla tiene que mantenerlas desactivadas por imperativo legal, y no puede entregar coches a clientes que sí las tengan activadas.

Este trimestre se espera un buen frenazo en las entregas de Tesla, dado que debido a la política «Cero COVID» se han perdido 20 días de producción en China, el puerto de Shanghái tiene un atasco brutal de barcos y por otra parte Tesla Berlin todavía no trabaja a toda máquina porque llevan casi dos meses funcionando. Vienen tres barcos de China, que sepamos, estre trimestre: Glovis Splendor, Theben y RCC Europe, y el Horizon Leader está atracado.

Vía | Drive Tesla

Compártelo: