Volkswagen ID.5, ya disponible en España, pero con una leve subida de precios

Allá por diciembre os dimos los primeros detalles de la comercialización del Volkswagen ID.5 en nuestro país. Como bien sabéis, el Volkswagen ID.5 se trata de la versión «coupé» del ID.4, o lo que es lo mismo, una excusa para cobrar al cliente un poquito más por básicamente lo mismo. Como a finales de diciembre no era la situación exactamente la misma, me temo que hubo un reajuste de precios. La guerra en Ucrania habrá tenido algo que ver, aparte de retrasar su lanzamiento.

Tres versiones son las que van a ofrecerse en España: ID.5 Pro, ID.5 Pro Performance e ID.5 GTX. Se distinguen básicamente por la motorización, ya que la capacidad de las baterías es la misma, 77 kWh útiles. El ID.5 Pro tiene una tarifa de 50.020 euros e incorpora solo el motor trasero, con 128 kW/174 CV y una autonomía de hasta 514 kilómetros.

Lo mismo podemos decir del ID.5 Pro Performance, con el motor reajustado para entregar 150 kW/204 CV y rebajar el 0-100 km/h de 10,4 a 8,4 segundos. La autonomía homologada es la misma, y hay que soltar 1.600 euros más, 51.620 euros. Por último el «deportivo» ID.5 GTX tiene una tarifa de 57.970 euros, a cambio nos llevamos el doble motor, 220 kW/299 CV y una aceleración de 6,3 segundos a 100 km/h. La autonomía se resiente un poco y queda en hasta 490 kilómetros.

Volkswagen ID.5 Pro

Precios del Volkswagen ID.5

Los precios comunicados no incluyen descuento alguno (el que vea alguno, que nos avise) ni las ayudas del Gobierno de España. Solamente las versiones ID.5 Pro pueden optar al MOVES III, dado que sus precios sin IVA están por debajo de 45.000 euros. En todos los casos está exento del impuesto de matriculación y recibe el distintivo «Cero» de la DGT, como cualquier coche eléctrico.

Una de las ventajas del ID.5 es que, a diferencia de otros modelos con todo cerrado, Volkswagen aún ofrece la posibilidad de variar el equipamiento. Hay varios paquetes para cambiar la estética, interior y tapicería, el sistema multimedia, el confort a bordo, suspensión deportiva o los asistentes a la conducción. En el caso del ID.5 GTX algunos extras son más económicos respecto a los ID.5 Pro.

Fuera de los paquetes hay que pagar aparte por el cable de carga Modo 2 y Tipo 2 (185 euros), el gancho de remolque (1.245 euros), la bomba de calor (1.335 euros), las llantas de aleación (510 a 1.550 euros, según modelo), el cargador para el hogar (479 a 849 euros) y el color (0 a 795 euros). Se pueden elegir siete colores con techo bitono, uno liso y seis metalizados/perla. No costará trabajo superar los 60.000 euros si uno no repara en extras.

Volkswagen ID.5 GTX

¿Cuánto cuesta recargarlo?

Volkswagen propone tres planes del sistema We Charge: Free, Go y Plus. Con el primero se paga el kWh a 79 céntimos en IONITY, sin suscripción alguna, y 30 céntimos en otros operadores más lo que cueste la recarga. El nivel intermedio, Go, accede a IONITY a 55 céntimos el kWh. Por último el nivel Plus permite la recarga ultrarrápida por 30 céntimos el kWh. Volkswagen no ha desglosado el coste de la suscripción con el ID.5.

En cualquier modalidad hay que darse de alta en el sistema por 9,99 euros, y para las modalidades Go y Plus uno se compromete por 12 meses, a partir de ahí se puede renovar o cancelar. Aquellos que hayan tenido antes modelos como Tiguan, Passat, etc. empezarán a ver cómo ahorran en sus desplazamientos, usen la modalidad que usen.

Este mismo mes se harán las primeras entregas a clientes.

Compártelo: