Citroën presenta el My Ami Buggy, un cuadriciclo eléctrico muy playero limitado a 50 unidades

A finales del año pasado, Citroën presentó el prototipo My Ami Buggy Concept, una reinterpretación de su popular cuadriciclo eléctrico especialmente pensada para zonas costeras. La firma francesa tiene una larga tradición como fabricante de vehículos playeros; de hecho, el clásico Mehari continúa siendo relativamente fácil de ver en zonas como Baleares.

Ahora, Citroën ha revelado la versión de producción del concept, la cual ha recibido el nombre «My Ami Buggy Ultra Special Limited Edition». Sí, estáis leyendo bien: esa será la humorística denominación comercial de este modelo, del que tan solo se fabricarán 50 unidades (de ahí que la propia marca lo haya bautizado como «Ultra Special Limited Edition»). 

El Citroën My Ami Buggy se pondrá a la venta el 21 de junio a un precio de 9.790 euros. La principal diferencia respecto a otras versiones será la ausencia de puertas, sustituidas por unas barras protectoras. Por otro lado, también contará con un color específico para su carrocería (Khaki), así como con un techo practicable de lona.

Los embellecedores del frontal, los guardabarros, el alerón y los elementos decorativos en color amarillo también son propios y le proporcionan una estética más desenfadada y llamativa. Las 50 unidades fabricadas tendrán una placa numerada en el salpicadero que las identificará como parte de una edición limitada

Citroën My Ami Buggy

El Citroën Ami ahora es descapotable

Desde un punto de vista técnico, el My Ami Buggy es idéntico a cualquier otro Citroën Ami. Por lo tanto, estamos hablando de un cuadriciclo L6e dotado de un motor eléctrico de 8 CV (6 kW) capaz de alcanzar una velocidad punta de 45 km/h. Sus baterías de 5,5 kWh de capacidad deberían proporcionarle un alcance máximo de 75 km WLTP.

Los compradores de este modelo, que se adquirirá de forma online, podrán beneficiarse de una entrega a domicilio VIP a partir del 8 de agosto. Por lo tanto, los afortunados propietarios podrán aprovechar su nueva adquisición durante las últimas semanas del verano, estación para la que ha sido creada esta edición tan especial.

Es altamente probable que el Opel Rocks-e, hermano gemelo del Citroën Ami, también reciba más adelante una versión de características similares. Algo parecido podría ocurrir con el FIAT Topolino, el tercer hermano en discordia, que se lanzará en 2023 con un objetivo muy claro: conquistar el mercado italiano con una estética inspirada en la del FIAT 500.

Compártelo: