Tesla recupera el ritmo del 100% de producción en Shanghái

La discutida estrategia «Covid Cero» llevada a cabo por las autoridades chinas ha llevado al confinamiento casi total de decenas de ciudades ante los nuevos casos de coronavirus. De todas ellas, la ciudad de Shanghái, donde está la Gigafábrica de Tesla, es la que más ha sufrido para contener los rebrotes y ha padecido los confinamientos más estrictos.

La planta de Tesla en Shanghái cesó su actividad el pasado 28 de marzo,a raíz del confinamiento completo de la ciudad y no volvió a retomar la producción de forma limitada hasta el 19 de abril.

Desde entonces el ritmo de fabricación ha ido aumentando hasta llegar al 100% actual según medios locales, que destacan que desde que volvió a operar a finales de abril ha conseguido producir más de 40.000 vehículos.

Una vuelta al trabajo en condiciones que quizás solo se podían dar en China

Las noticias de entonces destacaban que Tesla obligó a los empleados a dormir en la propia fábrica y les facilitó para ello un saco de dormir y un régimen de dietas. Además disponían de instalaciones para el aseo, descanso y esparcimiento.

Giga Shanghái, la primera planta de Tesla en China que ha retomado sus operaciones después del cierre obligado por la pandemia

La fábrica está trabajando a doble turno 24/7 en un entorno burbuja o aislado, cuando antes de la pandemia se trabajaba a triple turno. Al mismo tiempo, Tesla colabora con las compañías de suministros y el gobierno municipal de Shanghái para resolver las dificultades surgidas de la vuelta a la actividad.

Según los datos de la Asociación China de Vehículos de Pasajeros (CPCA), Tesla vendió en mayo 32.165 provenientes de esta fábrica. De ellos, 22.340 fueron destinados a la exportación y 9.825 se vendieron en China. Recordemos que Shanghái es el principal puerto de China, uno de los más más importantes a nivel mundial para el transporte de mercancías y que también ha sufrido demoras a causa del aislamiento.

El ritmo de fabricación en mayo les llevó a producir 33.544 vehículos, en contraste con la limitada producción de abril de 10.757 vehículos. Antes de la pandemia, el ritmo de fabricación era de cerca de 20.000 unidades semanales.

Aunque el peligro de nuevos brotes sigue presente con nuevas pruebas este fin de semana para más de dos millones de habitantes de Shanghái, el sistema de entorno burbuja debería evitar nuevos parones en la fábrica de Tesla.

Compártelo: