Volvo Group tendrá en Suecia otra fábrica de baterías para camiones y autobuses eléctricos

El fabricante de vehículos industriales y maquinaria pesada, Volvo Group, sigue haciendo planes para aumentar su capacidad de construcción de vehículos eléctricos. Esta empresa, que no está relacionada directamente ni con Volvo Cars -ni con su matriz, Geely- tiene planeado que el 35% de sus ventas de 2030 corresponda a modelos eléctricos.

Actualmente tiene una gama de seis camiones, la más completa del mercado, y empaqueta módulos y celdas de baterías suministradas por un proveedor, Samsung SDI, en unas instalaciones en Bélgica. Se trata de una parte de la fábrica de Gante, donde se producen los camiones FH, FM y FMX, de momento en fase piloto de producción.

Pero esto no va a ser suficiente en el futuro, así que van a tener en Suecia una fábrica de celdas de batería. Su destino serán camiones, autobuses y maquinaria pesada. Los primeros pasos se han dado, y el estudio de viabilidad ha puesto la «x» en una parte del mapa sueco: Mariestad, cerca de la fábrica de motores de Skövde y a dos horas de su cuartel general en Gotenburgo.

Fábrica de Gante (Bélgica) de Volvo Group

Se ha escogido esta ubicación por su infraestructura y capacidad logística existente en la región, así como los conocimientos en producción avanzada y de gran volumen. Por otra parte, es atractiva por la disponibilidad de energías renovables para reducir la huella de carbono. La planta producirá celdas diseñadas especialmente para los vehículos industriales pesados.

La planificación va con años de adelanto, ya que para 2030 la producción será ya de gran escala. Primero han de solventarse los trámites administrativos y medioambientales. Luego se levantará la fábrica, se pondrá en marcha una producción limitada, y según se vayan cumpliendo los hitos, pasarán a gran escala. Mientras tanto, las celdas las seguirán aportando proveedores externos.

Este anuncio, en principio, no tiene nada que ver con los que ha hecho Volvo Cars, que también tiene su propia hoja de ruta para un despliegue masivo de versiones eléctricas, habiendo congelado el desarrollo de los gasolina y diésel, y con una fecha de caducidad conocida para sus híbridos enchufables. La división Volvo Trucks fabrica camiones eléctricos desde 2019.

Compártelo: