Tesla podría cancelar la construcción de su planta de baterías en Alemania

De acuerdo con un reciente informe, Tesla habría decidido congelar sus planes para producir baterías en su planta alemana (Giga Berlín) con el objetivo de trasladar el utillaje a Estados Unidos, país que planea limitar los créditos fiscales a la compra de coches eléctricos a aquellos vehículos fabricados en Norteamérica, condición que también se aplicará a sus baterías.

Actualmente, Giga Berlín produce el Model Y para el mercado europeo. A principios del año que viene, Tesla estima que la capacidad de las instalaciones habrá llegado a las 5.000 unidades semanales, algo que será posible gracias a la adición de un tercer turno que permitirá que la planta opere las 24 horas del día sin descanso.

Aunque estaba previsto que la fabricación de celdas 4680 diera comienzo en el primer trimestre de 2023, estos planes por el momento están en el aire. El objetivo original de Tesla era alcanzar los 50 GWh al año una vez se hubiera escalado la producción, lo que convertiría a la planta alemana en una de las mayores gigafábricas de baterías del mundo.

Si Tesla traslada el utillaje a Norteamérica, se beneficiará de un crédito fiscal de 35 dólares por kWh; además, solo aquellos clientes que adquieran un automóvil eléctrico con baterías producidas en Canadá, Estados Unidos o México podrán obtener el crédito fiscal de 7.500 dólares ofrecido por el gobierno federal.

Producción del Tesla Model Y en Giga Berlín

Los altos costes de la energía podrían haber disuadido a Tesla

Otro motivo detrás de la decisión de Tesla sería el creciente coste de la energía en Alemania a raíz de la guerra entre Rusia y Ucrania. Dado que en la actualidad las baterías siguen siendo el componente más costoso de los coches eléctricos, la compañía podría posponer el inicio de la producción de celdas en Europa hasta que la crisis energética amaine.

Por el momento, la marca no ha realizado comentarios en relación a este informe, siendo muy probable que todavía no se haya tomado una decisión definitiva. Sin embargo, lo más seguro es que en las próximas semanas se revele si finalmente Giga Berlín comenzará a producir baterías el año que viene o si por el contrario las máquinas se trasladarán a Norteamérica.

Además del Model Y, Tesla también tiene previsto fabricar en Giga Berlín el Model 3, un modelo que el año pasado fue capaz de superar al BMW Serie 3 como el sedán premium más vendido del segmento D (berlinas medianas) de todo el mercado europeo. Por lo tanto, la factoría necesitará un gran volumen de baterías, independientemente de si el suministro es interno o externo.

Fuente | Automotive News Europe

Compártelo: