Las bajas ventas de coches eléctricos en Alemania ponen en peligro los objetivos de emisiones

VW-eGolf-2014-elektroauto-award-2

Alemania es uno de los pocos estados que han rechazado la aplicación de ayudas directas a la compra de coches eléctricos. La explicación oficial es que no quieren influir en las ventas, y que debe ser el propio mercado el que se encargue de seleccionar la mejor opción. La no oficial, que los fabricantes alemanes van muy por detrás de los foráneos, y no quieren financiar con dinero público las ventas de estos.

El problema es que a pesar de que los fabricantes locales ya cuentan con oferta en el sector, las ventas no arrancan. El resultado es que los planes de reducir emisiones con coches eléctricos ha sido un completo fracaso en Alemania. Esta estrategia contemplaba alcanzar los 100.000 coches eléctricos a finales de este año, una cifra que se quedará en apenas 24.000 unidades, y que hace más que imposible el sueño de llegar al millón de coches para el 2020.

 

bmw-i3-vs-nissan-leaf

El principal problema según los expertos es que la inversión, más de 500 millones en los últimos cinco años, han ido a parar a los fabricantes, desarrollo de la tecnología y empresas instaladoras de puntos de recarga, pero no a los compradores de forma directa. De esta forma los clientes ven como deben desembolsar cifras mucho más elevadas que sus vecinos, como los franceses, donde han llegado a tener 7.000 euros de ayudas públicas, a los que algunas regiones han añadido ayudas locales.

Otro ejemplo nos llega desde Estados Unidos, donde el gobierno ha puesto en marcha una propuesta para aumentar la ayuda del gobierno de los 7.500 a los 10.000 dólares, que se sumarán a los 2.500 dólares que ofrecen estados como el del California.

Es por eso que cada vez más voces se alcen pidiendo al gobierno federal que ponga en marcha un plan de ayudas a la compra de coches eléctricos, que permita incrementar las ventas e ir acercándose a los objetivos de reducción de emisiones contaminantes marcado que establece que para el 2050, estas tendrán que rebajarse en un 40%.

Vía | Techfieber (alemán)



Energias renovables

4 Comment responses

  1. Avatar
    November 26, 2014

    En lugar de dar subvenciones, una opción es penalizar la compra de vehículos. A mas contaminación mas impuestos.
    Pero claro es una medida altamente impopular y mas en países con industria del automóvil tan arraigada.
    Salu2

    Reply

  2. Avatar

    Modelo Noruego: Exenciones fiscales a la compra de coches electricos (indirectamente el gobierno lo recuperara con las electricas y menor importacion de petroleo).

    Eso es lo que deben hacer principalmente.

    Reply

  3. Avatar
    November 26, 2014

    ¡¡Vaya, no me lo esperaba!!

    Reply

  4. Avatar
    November 27, 2014

    300Km de autonomía en ciclo EPA y ventas aseguradas. El resto son pajas mentales.

    Reply

Leave a comment