¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Noruega no seguirá los pasos de Europa y no aumentará los aranceles a los coches eléctricos chinos

Esta semana, la Comisión Europea ha confirmado los planes para aumentar los aranceles a los coches eléctricos que llegan desde China. Una medida agresiva que ha sido vista como un error desde muy diferentes sectores, tanto analistas como los principales grupos automovilísticos. Además, mercados cercanos como Noruega, ya han confirmado que no seguirán a Europa en este plan.

como recordamos, estos nuevos aranceles supondrán diferentes niveles de impuestos según el grado de cooperación con la investigación lanzada el pasado año, que ha dado como resultado cifras de entre el 17,4% de BYD; el 20% a Geely, y el 38.1% a SAIC, cifras que se sumarán al 10% que ya pagaban hasta ahora.

Ahora, el Ministro de Finanzas de Noruega, Trygve Slagsvold, ha confirmado que su país no se alineará con Europa y no impondrá nuevos aranceles a los coches eléctricos que llegan desde China.

Según el Sr. Slagsvold en declaraciones a Bloomberg: «Introducir aranceles a los coches chinos no es relevante ni deseable para este gobierno.«

Noruega es el mercado con la mayor densidad de coches eléctricos a nivel mundial. El pasado año se vendieron un total de 126.953 coches nuevos, y de ellos 104.590 han sido eléctricos a batería (BEV) ocupando el 82.4% del total de ventas, mientras que los híbridos enchufables (PHEV) han sido y 10.169 unidades, o el 8% de las ventas.

Los coches eléctricos chinos en Noruega: el 12%

Este será el híbrido enchufable con más autonomía del mercado: hasta 318 kilómetros

Según los datos de la Federación Noruega de Carreteras (OFV), en torno al 12% de los coches eléctricos importados en Noruega el pasado año han procedido de fabricantes chinos, una cifra que incluye a Polestar pero excluye a los modelos de Volvo.

Noruega, que no forma parte de la Unión Europea, fue la puerta de entrada a Europa para muchas marcas chinas, que han ganado experiencia en nuestro mercado, y donde han conocido los gustos y necesidades de los clientes europeos.

Marcas como NIO, que comenzó su implantación en mayo de 2021, un año antes de su lanzamiento oficial en la UE. Xpeng se lanzó en Noruega incluso antes, en 2020. Noruega también alberga algunas marcas chinas que son desconocidas en Europa, como Voyah, de Dongfeng, que comenzará sus ventas en España este mismo año.

Un mercado puente con Europa que ahora puede beneficiarse de la decisión de Europa de imponer nuevos aranceles, y que puede dar como resultado que espacios económicos cercanos puedan transformarse en la puerta de atrás para la entrada con mejores condiciones de sus vehículos en la UE.

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame