BMW comenzará a vender sistemas de recarga inalámbrica para sus coches en 2018

BMW comenzará a vender sistemas de recarga inalámbrica para sus coches en 2018


BMW ha decidido equipar a híbrido enchufable 530e iPerformance con un sistema de recarga inalámbrica. Una tecnología que ya han estado utilizando durante las carreras de la Fórmula e, y que a partir del próximo año formará parte del equipamiento opcional de sus enchufables.

De esa manera además del Serie 5, también se añadirán la opción a los 330e, 750e y X5, así como los coches eléctricos i3 e i8. Estos podrán montar de forma opcional el sistema para recargar sus baterías sin cables, convirtiendo a los bávaros en los primeros en hacerlo de forma oficial por parte de una marca.

Gracias a este sistema, el propietario de un enchufable de BMW no tendrá que realizar la conexión de la toma cuando llegue a casa. Simplemente tendrá que colocar la placa inductora en el suelo de su garaje, y luego un sistema de aviso en la pantalla le orientará para lograr la mejor colocación posible.

Un sistema que de momento ofrece una potencia de apenas 3.2 kW, que en el caso del  530e iPerformance supondrá una espera de 3.5 horas para lograr una recarga completa de su batería de 9.2 kWh. Una batería que recordamos le proporciona una autonomía en modo eléctrico de 50 kilómetros bajo el ciclo NEDC.

En cuanto al precio, sin contar la posible instalación que vayamos a necesitar, el dispositivo tiene un coste de 900 dólares. Un coste similar al de un cargador medio de pared.

De esta forma BMW logra ser el primero en ofrecer esta solución de recarga con mucho futuro. El principal problema de esta propuesta es un nivel de eficiencia que BMW no confirma, pero que suele ser menor que en del cable. También está la cuestión del alineamiento, que veremos si no es una operación más pesada y lenta que la de salir del coche y enchufar la toma de corriente.

Relacionadas

Fuente | BMW

 

Compártelo:

11 comentarios en «BMW comenzará a vender sistemas de recarga inalámbrica para sus coches en 2018»

  1. Tonterías mil, pero sacar coches eléctricos puros en cada segmento ni hablar, todavía están con los híbridos por la trampa de las homologaciones, cómo les gusta jugar con los reglamentos a su favor.

    Responder
  2. Pues al sistema de carga inalámbrico si que le veo futuro. Sobre todo relacionándolo con la conducción autónoma. Me lo imagino como los robots cortacesped o los aspiradores de casa. El coche sabrá al llegar a casa o al punto convenido con la correspondiente aplicación donde recargar la batería.

    Responder
    • Eso mismo he comentado yo algunas veces. Mucho mas facil y barato de implantar esto que los brazos roboticos para que encajen el cargador en el enchufe.

      Ahora falta pulirlo y mejorar la eficiencia, que seguro que no faltara mucho para eso.

      Responder
    • Pues yo lo veo mas comodo. Aparcas,sales del coche y listo.

      Tiene otros inconvenientes pero molesto no lo veo en ningun momento.

      Responder
    • Si el inalámbrico queda totalmente embutido en el suelo no molesta pero si queda en superficie podría molestar.

      En cualquier caso sería un mal menor.

      Responder
  3. Cualquiera que sea usuario de un coche con baterias sabe del peñazo que es tener que conectar/desconectar el cable (incluso acordarse de ello); las preocupaciones por posibles vandalismos/robos del mismo (este de induccion puede ocultarse en el suelo); el tema de los conectores ( puedes tener 2 coches, cada uno con un conector distinto en el lado del coche) y podría seguir con mas razones… Por tanto, para mí, solo veo el inconveniente de la eficiencia, que se resolverá con el tiempo. El resto son solo ventajas

    Responder
  4. Para un garage privado prefiero el cable, más eficiente y rápido. El inalámbrico lo tendrás que alinear bien para lo cual muchas veces te tocará andar maniobrando con el volante y perdiendo tiempo. Y si no, o no carga o la eficiencia es pésima. Para la vía pública si puede venir bien por el tema del vandalismo, pero si la gente respeta el hueco de cada coche escrupulosamente. Y eso de respetar al prójimo en este país todavía no se lleva mucho.

    Responder

Deja un comentario