Ros Brawn, director de la F1, indica que la competición puede convertirse en eléctrica en la próxima década | forococheselectricos

Ros Brawn, director de la F1, indica que la competición puede convertirse en eléctrica en la próxima década


A pesar de que todavía hay grandes diferencias entre la Fórmula 1 y la Fórmula E, nadie duda de que el crecimiento de la segunda está siendo imparable. Algo que lleva a los máximo responsables del gran circo del motor a tener un ojo en la nueva competición eléctrica.

Advertisement Advertisement

Entre ellos está nada menos que el director de la propia F1, Ros Brawn, que en declaraciones a la prensa británica ha puesto de relevo la cada vez mayor importancia que están logrando y que indica supondrá que en una década los sistemas eléctricos podrían ser los grandes protagonistas de esta disciplina.

A pesar de esto el propio Brawn admite que de momento la Fórmula E no es una amenaza, y ve a esta competición más como una forma de pavimentar el camino para lograr un futuro más eléctrico y sostenible para las competiciones del motor del futuro.

Una F1 que podrá ser eléctrica, siempre y cuando haya interés en lograrlo. Algo que nos avisa de que la evolución de la tecnología está siendo lo suficientemente importante como incluso para pensar en una aplicación intensa dentro de esta disciplina.

Pero una de las claves para Brawn no será la tecnológica. Será la tendencia de los aficionados, que podrían inclinar la balanza hacía una aceleración de la implantación de los sistemas eléctricos en la F1. Según el máximo responsable de la competición «Creo que la Fórmula 1 evolucionará en una dirección que tendrá un equilibrio adecuado entre el deporte, la repercusión, y el compromiso con los fans. Si dentro de cinco o de diez años o cuando sea necesario, se quiera montar un tipo diferente de sistema de propulsión en la Fórmula 1, lo haremos.»

Además de los halagos por el gran trabajo que está realizando la organización de la FE, Brawn marca distancias entre ambas competiciones al identificar algunas de las principales limitaciones de la Fórmula E.

Por ejemplo apunta las diferencias del impacto que ambas tienen a nivel de audiencias o de público.  También pone sobre la mesa aspectos como la limitación de potencia y velocidad de los vehículos, así como la falta de nombres relevantes asociados en aspectos como los pilotos.

Vía | Planetf1


puntos de carga
Compártelo:

10 comentarios en “Ros Brawn, director de la F1, indica que la competición puede convertirse en eléctrica en la próxima década”

  1. Y autonoma!!!, quien necesita pilotos?

    La verdad una F1 electrica(sin rugido de motores), en circuitos urbanos, y autonoma, debe de ser un espectaluco digno de ver a la altura de ver un escarabajo rular una bolita de estiercol.

    Responder
  2. La cuestión no es si la F1 será o no eléctrica, la cuestión es cuando…

    Antes de una década? probablemente… y así lo deseo.

    Responder
  3. La Fórmula E ha nacido capada si no a día de hoy podría rivalizar sin problemas con la Fórmula 1.

    Simplemente poniendo baterías extraíbles, además los monoplazas podrían tener 1000 caballos o más ya que el tamaño del motor sería prácticamente el mismo que el actual.

    ¿Que durante una carrera de más de 150-200 kms sean necesarias varias paradas en boxes para cambiar baterías? Ok perfecto, ahí entrará la estrategia de cada equipo de si prefieren ir a saco o economizando para tener que parar menos veces.

    Incluso se podría limitar el número de baterías disponibles durante la carrera, por ejemplo un máximo de 3 baterías, así tendrán que utilizar las recargas ultrarrápidas mientras las baterías están en boxes y no están en uso, esa tecnología tarde o temprano llegaría a la calle lo cual siempre nos favorece.

    Pero claro, con todos los intereses que hay actualmente alrededor de la Fórmula 1, los motores térmicos contaminantes, y que el 99% de los fabricantes de automóviles no están por la labor de pasarse a lo eléctrico, además de las petroleras que también tendrán pasta inyectada en la F1, pues me daría con un canto en los dientes si antes de 2025 fuese 100% eléctrica, más bien me decanto por qué eso sucederá en torno al 2030.

    Responder
    • Efectivamente, mucho más interesante que los motores es la evolución en las baterías. Me cuesta entender que no se de libertad absoluta en el tema de baterías en la Fórmula E y convencer a los panasonic, LG y demás para que formen parte de los equipos con casi tanta relevancia o más que las marcas.

      Responder

Deja un comentario