Una semana con el Reva-i: Parte 2


El Reva-i es un pequeño utilitario destinado principalmente para la ciudad con dos plazas delanteras y espacio suficiente para dos adultos, además dispone de otras dos plazas traseras donde cabrían dos niños o, en un trayecto corto, un adulto, ya que el coche está homologado para 3 personas (o dos adultos y dos niños). Normalmente se usan esas plazas para guardar paquetes, aunque detrás de ellas hay espacio para un pequeño maletero que ha aprovechado para guardar el cable de carga.


En lo mecánico, dispone de un motor de corriente alterna que entrega un máximo de 12kW de potencia, cuyo mantenimiento es nulo al funcionar por inducción. La tracción es posterior, dejando la parte frontal más libre para el compresor de aire acondicionado e incluso un pequeño hueco para guardar cosas útiles, como los triángulos de emergencia o un pequeño paquete.


En cuanto a las baterías, esta versión dispone de 8 baterías de plomo ácido con un total de 9.36 kWh de capacidad a 48v. Están situadas bajo los asientos y deben ser rellenadas con agua destilada aproximadamente una vez al mes. El panel del coche tiene un indicador que se ilumina cuando es necesario rellenarlas, y la entrada de agua está situada en el mismo lugar que la toma de entrada para cargar el coche.

También tiene un indicador, que se ilumina en rojo cuando estamos gastando mucha energía -viene a ser un indicador de conducción eficiente-, y se ilumina en verde cuando entre en marcha la regeneración, esto es, cada vez que soltamos el acelerador y el coche se mueve, o en bajadas. En cuanto a la carga, se realiza con una toma de corriente de 240v y se completa un 80% de ella en 2.5h, mientras que el 100% se alcanza pasadas unas 8h.


Según me comentó Francesc, de Emovement, el indicador de carga del Reva-i tiene una zona verde donde las baterías estarían muy cargadas; una zona amarilla, donde se dispone de un nivel bajo de carga, y finalmente la parte roja, donde antes de llegar se apreciaría una disminución progresiva del rendimiento del coche hasta terminar parados la llegar a la zona roja. Esto no debería ocurrir nunca, ya que las baterías se dañan al llegar a niveles muy bajos de carga. Al 25% se ilumina en el cuadro un indicador de carga baja, que empieza a parpadear llegados al 20% con lo cual nos quedaría un pequeño margen para circular, hasta un 15% donde empezaríamos a dañar de verdad las baterías.

Otra peculiaridad del coche es el selector de marcha; está situado en la parte izquierda, a la altura del volante. Dispone de marcha atrás (R), punto muerto (N), avance (F) y empuje (B). Resumidamente, uno desplaza el coche hacia atrás, el siguiente es para aparcar, el modo avance lo usamos para ciudad para disfrutar de mayor autonomía y suavidad de marcha, y por último el modo empuje, que lo usamos para circular a mayor velocidad, tener una respuesta más viva al acelerador y para subir cuestas con mayor pendiente.

Si se encuentra en otra posición que no se N al arrancar, el coche emitirá un pitido hasta que se ponga en N, por razones de seguridad. Su localización puede parecer una zona poco común, pero lo cierto es que se hace bastante cómodo su uso dada su cercanía durante la conducción. Permite cambiar de modo sin quitar apenas la mano del volante y ver en todo momento en qué marcha nos encontramos echando un simple vistazo. Si éste se localizara en el lugar habitual de una palanca de cambio no podríamos ver en qué marcha nos encontramos sin no hubiera otro indicador en el panel -aunque hay uno que nos indica si estamos en N-.

El freno de mano también tiene un funcionamiento peculiar: es una palanca con el extremo similar al de un paraguas. Para poner el freno, hay que tirar de ella con la palanca apuntando hacia nuestro asiento. Para quitarlo, tiramos un poco y giramos hacia el asiento del pasajero, y soltamos. Viene a ser como un freno de mano de toda la vida, pero en vez de tener un botón para soltarlo, debemos girarla. Es un poco raro, y puede sonar complicado, pero en cuanto se usa un par de veces se hace algo de lo más normal.


La unidad prestada por Emovement tiene 3 años, así que el rendimiento de las baterías no es del 100%. Tiene algunos acabados extras, como los asientos de piel, o similar, el radio-cd, aire acondicionado, toma de corriente de 12v para accesorios, de serie en los Reva-i actuales pero no en los modelos anteriores y también tiene un mando para el cierre centralizado.


Sin estos extras, el coche cuesta 10.298 euros, ayudas e impuestos incluidos, mientras que los extras tienen un coste como los 1.000 del aire acondicionado, 350 del radio cd o los 600 euros de los asientos de piel.

En el siguiente artículo os dejo un histórico de los recorridos y experiencias vividas con el coche durante esta semana. Desde el foro mostrar nuestra gratitud a los responsables de Emovement por facilitarnos la unidad de prueba y por su amabilidad en todo momento.

Enlaces:
Emovement


© Foro Coches Eléctricos | Este feed es de uso personal, sí quieres hacer un uso comercial contacta con nosotros.


Energias renovables

7 Comment responses

  1. Avatar
    December 27, 2010

    el freno de mano me recuerda al de la furgoneta wolkswaguen típica de los hippies .

    por dentro no tiene mala pinta a pesar de lo extremadamente sencillo que es. falta saber cuál es la diferencia de rendimiento de ese vehículo con baterías de plomo de 3 años de edad y qué rendimiento tenía cuando era nuevo. Probablemente la pérdida de rendimiento no sea muy preocupante.

    Reply

  2. Avatar
    December 27, 2010

    La verdad es que tenia una imagen peor del Reva pero 10.000 euros me parcen demasiados euros, pero seria una excelente opción para los que necesiten un cuadriciclo sin carnet, el problema es que si hace falta. Por ciero ¿cuanto has pagado por el parking?

    Saludos.

    Reply

  3. Avatar
    December 28, 2010

    Jejeje… el freno de mano es como el de los Mustang del 65 al 69… comodísimo, porque no tienes una palanca entre los dos asientos y puedes poner un reposabrazos que ni en un sillón orejero.

    Estoy con vosotros en lo del precio… o es un cuadriciclo y cuesta la mitad (que no digo que el resto de cuadriciclos sean baratos), o es un coche terriblemente pequeño. Mido casi 1’90 y peso algo mas de lo que debería, pero en este coche no entro sin invadir parte del asiento del copiloto y la ventanilla… si esta se bajase.

    Reply

  4. Avatar
    December 28, 2010

    Alguien sabe si el artículo de hoy sobre el f1 electrico es también una inocentada?

    Reply

  5. Avatar
    December 29, 2010

    Este G-Wiz ha tenido un éxito de ventas monumental en UK y años de experiencia. Ahí es donde hay que ver las lecciones del uso de este coche eléctrico.
    El precio es muy económico por las baterías de Pb. En litio los precios se disparan un 80%. Visto el tema precio, yo soy partidario de volver a las baterías de plomo aunque ocupen más espacio y pesen más, la diferencia de precio es abismal. Eso sí baterías de plomo de gel sin tener que rellenar con agua destilada como hacíamos antes en nuestros coches. Duran menos recargas (700) que las de litio, pero puedes comprar unas nuevas de Pb cada 3-4 años y te seguirá siendo mucho más barato que las de litio (caro y escaso).
    Por cierto, esto de dividir el reportaje sobre el Reva-i Pb a cachos, dejándome con la miel en los labios, no me gusta.
    ¿Qué opináis del Reva NXR Pb?. ¿Cuando saldrá de una vez para substituir al G-Wiz?

    Reply

  6. Avatar
    December 29, 2010

    Venga ya con otro capítulo, estamos ansiosos por que nos cuentes como va y sobre todo tus sensaciones personales, eso al menos nos ayuda en esta larga espera.

    Reply

  7. Avatar
    December 31, 2010

    El parking fueron 94 eur por 7 días. Yo mido 1’86 y el espacio para las piernas y cabeza eran suficientes, si bien es cierto que soy muy delgado.

    Reply

Leave a comment