¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Volkswagen ID.1 y ID.2. El Polo y el T-Roc tendrán su versión eléctrica en la familia ID con precios por debajo de 20.000 euros

Durante el Salón del Automóvil de Frankfurt, Volkswagen ha confirmado que trabajan ya en una segunda fase de su programa de coches eléctricos. Un proyecto en el que se centrarán en ofrecer modelos cada vez más asequibles y con un público más amplio, extendiendo la oferta a los urbanos compactos, como el Polo, y al T-Roc.

La clave es conseguir alcanzar un volumen de ventas suficientemente elevado para conseguir rebajar los costes de producción. Algo imprescindible si los alemanes quieren realizar una transición lo más rápida posible de los modelos diésel y gasolina a los coches eléctricos, y que esperan conseguir ofreciendo alternativas más pequeñas y económicas que se acerquen a lo de «coche del pueblo».

Volkswagen ID.1: el futuro Polo eléctrico


Después de lanzar el ID.3, y su variante SUV ID.4X, le tocará el turno al ID.1. Una propuesta que debería ser comparable al Polo actual en términos de tamaño. Esto supondrían lanzar un modelo de unos 4.05 metros de largo, que competiría en el segmento de los Renault ZOE, Opel Corsa e y Peugeot e-208, y que comenzara sus ventas en 2023.

El objetivo sería lanzar este modelo con un precio por debajo de los 20.000 euros. Algo que hará necesario alcanzar una economía de escala importante para lograrlo.

Volkswagen ID.2: el T-Roc eléctrico

Para Volkswagen, el segmento SUV sigue siendo una de las tendencias que más crecen. Y al ser eléctricos el tema de las emisiones no entra en juego. Como hemos comentado, el ID.4X será el primer representante dentro de este segmento, pero con un arco de precio y tamaño mayor. La idea de Volkswagen sería lanzar posteriormente en ID.2, que supondría ofrecer un SUV de unos 4.23 metros de largo, que respondería a una demanda que no para de crecer en Europa. Un modelo que al igual que el anterior, esperan poder lanzar a la venta por debajo de los 20.000 euros.

Se aguarda que la producción de los futuros Volkswagen ID.1 e ID.2 tenga lugar en la planta de Emden, Baja Sajonia, de donde Volkswagen espera sacar hasta 300,000 unidades cada año. Una cifra considerable si tenemos en cuenta que el T-Roc ha logrado el pasado año entregar 140.000 unidades en toda Europa, mientras que el Polo ha rozado las 300.000 unidades.

Pero para ver un Polo o un T-Roc eléctricos por la carretera habrá que esperar al menos tres años, los interesados en llevarse a casa un eléctrico urbano, pero con una autonomía más que decente, Volkswagen ha actualizado el e-Up que a partir de ahora contará con una batería de 36.8 kWh, suficientes para lograr una autonomía de 260 km bajo el ciclo WLTP, y que cuyo precio se situará en torno a los 25.000 euros antes de promociones y ayudas.

O si no, lanzarse a por el ID.3, pero para el que habrá que armarse también de paciencia ya que como recordamos la edición de lanzamiento ya ha superado hace tiempo su objetivo de las 30.000 unidades, por lo que hasta finales de 2020 o principios de 2021 no habrá más unidades disponibles para los que pongan una reserva en estos momentos.

Relacionadas | Sale de la planta de Zwickau el primer Volkswagen ID.3 (vídeo)

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame