Gracias a las ayudas públicas puedes comprarte un Renault ZOE por menos de 2.000 euros

En Francia, gracias a las ayudas públicas, puedes comprarte un Renault ZOE por menos de 2.000 euros


Los incentivos públicos se han convertido en el acelerante que ha permitido prender la mecha del mercado del coche eléctrico en aquellos mercados que los han aplicado. Hemos visto el paradigmático caso de Noruega, también el de Países Bajos, y últimamente el de Alemania y Francia. Precisamente Francia es una de las referencias gracias a su ambicioso programa de ayudas que se ha extendido a los modelos de ocasión.

Desde el pasado mes de junio, los franceses tienen a su disposición un sistema de ayudas a la compra de coches eléctricos que supone la entrega de 7.000 euros para la compra de un coche eléctrico a estrenar. Cantidad que puede elevar en hasta 5.000 euros si entrega un coche para achatarrar. Unas ayudas con diferentes tramos cuyas cuantías dependen del nivel de ingresos del comprador.

Pero como en muchas ocasiones se han catalogado a las ayudas como una subvención a los ricos que pueden comprarse un coche eléctrico, desde el gobierno francés han querido contrarrestar estas críticas además de con el sistema por renta, también con una ayuda a los coches de segunda mano.

Gracias a esta, los interesados en adquirir un modelo de ocasión tendrán a su disposición hasta 5.000 euros por parte del estado. Una cantidad que además podrá cubrir hasta el 80% del valor del vehículo. Algo que en la práctica supone que los franceses pueden acceder a un vehículo casi gratis.

Por ejemplo, el modelo más popular entre los usados, el Renault ZOE, está disponible en sus primeras generaciones con precios de entre 6.000 y 7.000 euros. Algo que supone que los interesados en uno de estos modelos podrán llevárselo a casa por unos 2.000 euros. Una cifra de derribo.

Pero el ZOE no es el coche eléctrico más económico. Por ejemplo el Peugeot iOn, en modelos del 2011, que están a la venta con precios por debajo de 5.000 euros en los más económicos. Algo que aplicando la ayuda y e máximo del 80%, supone un coste de apenas 1.000 euros.

Mirando modelos más recientes, por ejemplo el BMW i3 de primera generación, con sus 18 kWh útiles de batería, y que está disponible con precios desde los 15.000 euros, se colocaría en torno a los 10.000 euros después de restar la ayuda del gobierno.

Prueba de autonomía BMW i3 Rex

Cifras realmente tentadoras que permitirá electrificar prácticamente cualquier economía, eso si, teniendo en cuenta las limitaciones principalmente de autonomía que suponen los modelos de primera generación más económicos.

Una alternativa de la que no sólo se pueden beneficiar los particulares, sino que se extiende también a los profesionales que tengan o quieran cambiarse a un modelo eléctrico industrial, y que podrán encontrar propuestas como la Renault Kangoo, con precios de ocasión de unos 10.000 euros, que se quedarán en apenas 5.000 con la ayuda, o las más modernas Peugeot Partner o Citroen Berlingo, con precios después de ayudas de 10.000 euros.

Relacionadas

Un coche eléctrico de ocasión por menos de 10.000 euros en España. Analizamos la ofertaQué podemos comprar en el mercado de ocasión por el precio de un SEAT Mii eléctrico a estrenar

Compártelo:

20 comentarios en «En Francia, gracias a las ayudas públicas, puedes comprarte un Renault ZOE por menos de 2.000 euros»

  1. Con más de un 75% de energía nuclear en Francia… Quitamos el humo de las ciudades para producir residuos nucleares y bombas.
    Buen futuro .

    Responder
    • No si te parece mejor que quemen carbón como Alemania…

      Te podrá gustar o no pero no hay alternativa actualmente a la energía nuclear, toca aprovecharse de que no genera emisiones directas pese al tema de los residuos e ir quitando las energías fósiles como el gas y carbón.
      En que las energías renovables y sobretodo baterías estén más avanzadas ya habrá tiempo de partir ese melón y poder ofrecer una solución para eliminar la energía nuclear.

      Responder
      • Lo que dices es una falacia. Claro que hay alternativas. Mucho más seguras y económicas, como son el mix de renovables. Por cierto, quien se hace cargo de construir una nueva central?
        Ninguna empresa privada…. El coste de las centrales las hemos pagado entre todos. Pongamos todos los gastos encima de la mesa y veamos que es realmente rentable. No hablemos ya de la seguridad. Hay pocos accidentes, cierto, son bastante seguras… Pero si ocurre un solo accidente las consecuencias son demasiado devastadoras… No hay seguro ni remedio que lo cubra… Una región entera a la basura… Yo no quiero eso, la verdad..

        Responder
  2. Madre mía!! Que envidia!!
    Mi Leaf 24 me hubiera salido por 2.000€.
    Con esas ayudas me hubier cogido uno de 30 o 40Kwh.

    Responder
  3. Como siempre a Carlos , le gusta la subvención del modelo de ocasión. Ahora vamos a ver como van evolucionar esta medida.

    El asunto es si ahora estoy en un precio de 6.000 y un comprador va a recibir ayuda. ¿Que me impide pedirle 8.000 euros o espera mejor 10.000 euros? Así tengo mas beneficio.

    Sinceramente los vehículos de ocasión no deberían recibir incentivos porque se regulan con el precio del coche nuevo, pero al hacer esto va a subir la especulación y no se regula solo, porque yo todavía no he visto un sistema de libre que los precios se hayan regulado al contrario han ido alza

    Responder
  4. Pues no le veo sentido a subvencionar la compra de un coche de segunda mano.
    Supongamos que yo tengo un Zoe valorado en 7.000€ y busco a otra persona con un Zoe de la misma época.
    Nos los intercambiamos. Yo compro el suyo, el compra el mio.
    Yo le pago 7000€ pero me cuesta 2000€
    El me paga 7000€ pero le cuesta 2000€
    Nos hemos llevado 5.000€ del estado cada uno por el morro.

    Responder
  5. En España lo que se hace es lo contrario, hay un impuesto de transmisión de vehículos que llega a ser tan alto como el 8% en Galicia. Mas las tasas.
    De ese modo, comprar un Zoe de segunda mano en Galicia implica pagar 1000€ mas en impuestos.
    Un sistema que perjudica enormemente al que no es rico y quiere un eléctrico de segunda mano.

    Responder
    • En algun momento desde europa nos van a imponer politicas para promover el coche electrico ya que solos acabaremos los ultimos como siempre.

      Responder

Deja un comentario