¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Dacia quiere conquistar Europa con un SUV eléctrico más pequeño que el Duster

Dacia lanzará en el año 2027 un nuevo crossover situado por debajo del Duster. Este modelo reemplazará indirectamente al Sandero Stepway, mientras que el Sandero normal continuará su carrera en solitario como un hatchback tradicional. A día de hoy, la versión Stepway supone aproximadamente dos tercios de las ventas del popular utilitario.

El objetivo de la firma rumana con este movimiento es aprovechar el enorme tirón de los SUV pequeños en el mercado europeo, ofreciendo una alternativa más asequible al Duster de tercera generación. El nuevo modelo medirá aproximadamente 4.15 metros de largo, lo que unido a una mayor altura debería proporcionarle una habitabilidad superior a la de su predecesor.

Su estética se inspirará en el Concept Manifesto y en el Sandrider del Dakar, con un diseño claramente outdoor que recordará en cierta medida al enfoque de los Jeep y Subaru. La altura libre al suelo será generosa, y contará con protecciones plásticas en todo el perímetro de la carrocería (paragolpes, pasos de rueda y faldones). Por supuesto, no faltarán unas barras en el techo funcionales.

Se tratará por lo tanto de un SUV pequeño pero robusto, con unas mejores cotas que sus principales rivales. Además, podría disponer de variantes con tracción integral, aunque no está claro si mecánica o eléctrica. Su oferta estará compuesta por cuatro tipos de motorizaciones: mild-hybrid, a GLP, híbrida y 100% eléctrica.

Dacia Manifesto

El Dacia Sandero también se electrificará en 2028

Esto será posible gracias al uso de la plataforma modular CMF-B de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, una arquitectura de gran flexibilidad que podemos encontrar en toda la gama Dacia. Su versión eléctrica compartirá entrañas con el próximo Sandero eléctrico (2028), el cual aprovechará todo el know-how de Ampere, la división de coches eléctricos y software del Grupo Renault.

Si bien es posible que ambos empleen baterías LFP (litio-ferrofosfato), que llegarán a los Twingo y R5 a partir de 2026, no se descarta que, con el objetivo de lograr que las propuestas de Dacia sean más asequibles que las de Renault, también se opte por utilizar baterías de sodio, una tecnología por la que la compañía ha mostrado un gran interés.

«Tal vez la batería [del Sandero eléctrico] sea a base de sodio. Algunos argumentan que las baterías de sodio no son buenas porque no almacenan mucha energía y son pesadas. Pero son baratas», señalaba Denis Le Vot, CEO de Dacia, en 2023. Maxime Bayon de Noyer, vicepresidente de Tecnologías y Proyectos Upstream de Ampere, confirmaba hace unos meses que «como muchos otros actores, también estamos estudiando la posibilidad de pasar de la tecnología de litio al sodio. Para nuestros coches urbanos, tal vez, pero probablemente no para nuestros coches de autopista, los compromisos en términos de densidad energética parecen insalvables».

Fuente | Carscoops

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame