Probando el Citroën C-Zero y las recargas rápidas

Wallbox

Estos días estamos probando una unidad del eléctrico de Citroën, el C-Zero, procedente del sistema de alquiler Mobega, puesto en marcha la Xunta de Galicia junto con el Clúster de Empresas de Automoción de Galicia, que pone a disposición de los interesados, alquilar un coche eléctrico por un precio muy razonable. Además, a nuestra disposición una estación de recarga cortesía de Bluemobility, donde destaca un punto de recarga rápida de 50 kW que nos permite recargar la batería del C-Zero en unos pocos minutos.

La pregunta que siempre me hago es, con este tipo de infraestructura ¿cuantos kilómetros puedo hacer en una tarde? Como todos recordamos, nuestro compañero Fernando ha tenido la oportunidad de probar una unidad del Peugeot iOn, el hermano gemelo del C-Zero, y ha puesto a prueba su autonomía en diferentes condiciones, una prueba que podéis repasar en este link. La diferencia es que Fernando no disponía de un punto de recarga de estas características, una alternativa que dispara las posibilidades de la pequeña batería de este modelo.

La primera prueba realizada ha sido una prueba en las peores condiciones para un eléctrico, autovía y con el climatizador puesto ya que el frío es considerable en esta ola siberiana, una prueba destinada para ver cual es la respuesta de este modelo.

La conducción en esta primera prueba ha sido normal, ni rápida, ni lenta, con los siguientes datos:

Estado batería a la llegada de la autovía: 90%
Total kilómetros recorridos: 57.9 (autovía)
Velocidad media: 80,6 km/h
Velocidad máxima: 121,3 km/h
Tiempo total: 47 minutos
Altitud máxima: 340 metros/ mínima 260 metros
Estado batería a la llegada de la estación: 12%

La prueba ha tenido lugar en una autovía con continuas subidas y bajadas, sin grades desniveles pero sin apenas un solo metro de superficie llana. En las subidas el contador de consumo se dispara, mientras que en llano, incluso a 120 km/h, se mantiene dentro de la zona verde, o eco, aquí más que nunca, nuestra prisa marcará la autonomía.

El estilo de conducción ha sido normal y la media ha caído bastante tanto por el tramo de ciudad hasta alcanzar la entrada de la autovía, como el tramo final, donde a falta de unos cinco kilómetros, ha saltado el aviso de batería baja, sin sonido por cierto, y entonces por primera vez, he sentido la range anxiety, o miedo a quedarse tirado, eso a pesar de estar a pocos minutos del punto de recarga, pero el miedo es libre y en ese momento, te pones a pensar si tienes el teléfono de la grúa.

Al llegar al punto de recarga, se relajan todos los músculos e incluso ves estos miedos son bastante infundados ya que incluso con el testigo parpadeando y una sola barra de energía, la batería todavía mantiene el 12% de carga, suficiente para recorrer un mínimo de 10 kilómetros. Una vez en el punto comienza una pequeña aventura, ya que un proceso extremadamente sencillo, pero que se vuelve absurdamente complicado por la falta de unas instrucciones claras y un asesoramiento personal.

Nuestra segunda parada la realizamos con la batería cargada al 35% después de una conducción que ha tenido autovía, ciudad y zona industrial como escenarios y donde la velocidad media ha bajado de forma importante. Una vez conectado, nos quedamos esperando los datos y vemos que a los 5 minutos con la salida de 50 kW, la batería ha alcanzado el 61%, llegando cinco minutos después al 75%, momento en el que hemos decidido continuar nuestra ruta y con 95 kilómetros en nuestro marcador.

Después de realizar unos recados en el centro, volvemos al punto de recarga y con el 57% en nuestra batería, conectamos de nuevo el coche, y para llegar hasta el 80% deseado, necesitamos solamente 8 minutos, con un total de 113 kilómetros en nuestro marcador.

La siguiente parada en el punto, después de hacer un recorrido mixto de ciudad, autovía y circunvalaciones, volvemos de nuevo al punto y conectamos de nuevo el coche. En esta ocasión vemos que tenemos un 44% de carga, y esperamos para disponer de nuevo del 80%, para lo que necesitamos solamente 4 minutos y con un acumulado de 146 kilómetros.

La última recarga rápida la hacemos con el 58% de la batería cargada, que necesitará 10 minutos para alcanzar el 80% y con un total de 170 kilómetros recorridos en una tarde, finalmente al día siguiente, cuando devolvemos el coche, hemos recorrido un total de 235 kilómetros, una cifra que podríamos alcanzar durante media jornada de circulación y recargas parciales y donde recordamos, hemos realizado recorridos en todas las clases de conducción, sobre todo autovía y circunvalaciones.

Esto nos indica que en una jornada completa, mañana y tarde, con este modelo y un punto de recarga rápida, podríamos superar sin problemas los 300 kilómetros, por lo que la cuestión de realizar una cantidad de kilómetros abultada en una jornada, es posible con una infraestructura adecuada.

Esto puede abrir mucho las posibilidades de sectores como el taxi, que a pesar de que con una salida convencional de 220V podrían cubrir los días de trabajo normal, pueden necesitar un extra de autonomía los días donde tengan un pico de trabajo, como fines de semana o festivos, algo que un punto de recarga de estas características les proporciona.

 

A la izquierda, la apertura de a toma lenta, a la derecha, la toma rápida.

 

El proceso de recarga es sencillo, y después de unos cuantos minutos, he descubierto que además de dos entradas, una para carga lenta y otra para la rápida, cada una tiene su tirador de apertura, situada cada una en un lugar diferente, algo que el pequeño manual no aclara.

Como digo, después de unos minutos y después de abrir la salida de recarga lenta unas 10 veces, descubro que la otra palanca está situada en el lado izquierdo del asiento del conductor, una localización digamos que diferente y que podemos ver en la segunda foto.

Una vez solucionado este pequeño problema, llega la hora de enfrentarnos al punto de recarga rápida, una salida diseñada y fabricada por Bluemobility con dos salidas, una CHAdeMO de 50 kW que indica estar preparada para los vehículos de Citroën, Peugeot y Nissan, mientras que una segunda toma, de 43 kW, nos avisa que está preparada para los vehículos de Renault.

La primera vez que te enfrentas a este proceso, te sorprende ya que al pasar la tarjeta, te pide que selecciones el tipo de recarga, rápida como única opción, y si en un segundo no confirmas, cancela la operación…y vuelta a empezar. Todo debe ser muy rápido o el sistema se sale al menú principal, como digo, un pelín cómico.

Una vez seleccionado el tipo de recarga y confirmado, llega el momento de coger la manguera, que dado el ancho del tubo, impresiona un poco. La pantalla nos da unas instrucciones de como afrontar su desacoplado de la estación, algo que nos cuesta un poco hasta que damos con el truquillo, algo que como hemos dicho antes, necesitaría un asesoramiento personal la primera vez.

La conexión en el coche es algo más sencilla y una vez listo, comienza el proceso de recarga, que implica un importante ruido desde la estación de recarga, a lo que se une el trabajo del sistema de climatización del coche, que ayuda a mantener la temperatura del pack. Decir que una vez realizada la operación dos o tres veces, ya sabremos como afrontarla y la ejecutaremos tan rápido como lo hacemos con la manguera de una gasolinera.

La recarga es muy rápida, 50 kW son muchos y en cuestión de 15 minutos, tenemos el 80% de nuestra batería recargada, recordamos que desde el 12%. La única pega es que de momento la recarga rápida es gratuita y sin límite, pero algún día esta costará dinero y entonces tendremos que medir mucho nuestro paso por estas estaciones, que nos servirán como parada de emergencia.

La pregunta es ¿cuanto cuesta esta recarga? de momento se trata de un servicio exclusivo y gratuito para los vehículos del servicio de alquiler Mobega, y de momento queda algún tiempo hasta que las empresas suministradoras comiencen su explotación comercial, algo para lo que necesitarán un volumen mínimo de vehículos que a la velocidad que avanza el mercado en España, aún tardará unos cuantos años en suceder.

¿Cuanto sería un precio justo? pues ya en el terreno de la especulación, y tomando el precio del kWh a los usuarios, con impuestos, a 0,15 euros, no sería exagerado pensar en que las eléctricas nos cobrasen unos 30 céntimos por cada kWh recargado en una estación rápida, por lo que llenar los 16 kWh de este modelo nos saldría por casi cinco euros.





Artículos relacionados:
Prueba autonomía Peugeot iOn
Probamos el Peugeot iOn, 1ª parte



Energias renovables

25 Comment responses

  1. Avatar
    February 06, 2012

    muy buen artículo

    Reply

  2. Avatar
    February 06, 2012

    Muy muy interesante la prueba.

    Queda patente que la autonomía de 150 km se ve reducida a solo unos 60 km yendo por autopista.

    Reply

  3. Avatar
    February 06, 2012

    Si, la autonomía es tremendamente limitada si vamos por autopista, pero en la otra mano, con una recarga de media hora, tenemos para volver…

    Entonces durante un día, combinando recargas rápidas y lentas, puedes hacer más de 400 kilómetros con este coche, más de lo que hace un taxista en un día dentro de una ciudad como Madrid.

    Otra cosa es lo que le puede pasar a esa batería abusando de esas recargas.

    Reply

  4. Avatar
    February 06, 2012

    Carlos no se de donde sacas los 0,15 euros por KW para el usuario domestico yo estoi pagando el KW a 0,23 euros con impuestos incluidos y con una potencia ridicula contratada de 3,3 KW como muchos Españoles. Por cierto para cualquiera que tenga un bonito Chalet con su correspondiente garaje privado tendra una potencia contratada mayor y por lo tanto esos 0,23 euros por KW se incrementaran si me pierdo en algo que puede ser aclaramelo.

    Reply

  5. Avatar
    February 06, 2012

    Osea que me van a cobrar 5 euros por una recarga rápida para unos 100 km que es 20 min esperando, eso, si no están ocupados los puntos de recarga porque entonces a lo mejor estas una horita en al estación. De lujo!

    Reply

  6. Avatar
    February 06, 2012

    Siempre tienes la opción de moverte con gasoleo, y pagar unos 8-9 euros cada 100 kilómetros( y subiendo) con un repostaje en cuestión de segundos, tu eliges. Lo ideal es recargar de noche en casa, con una tarifa nocturna, y recurrir a estas estaciones en caso de urgencia.

    Reply

  7. Avatar
    February 07, 2012

    Muy buen artículo. Se ve que las recargas rápidas son muy rápidas siempre y cuando solo necesites unos kilómetros mas, aunque por precio y comodidad deben ser algo puntual salvo para los taxis, para los que esperar en las paradas es bastante habitual.

    En un futuro igual acaba siendo el sistema normal para los que no tengan enchufe en casa o en el trabajo.

    Reply

  8. Avatar
    February 07, 2012

    Gracias por el artículo, me has despejado las dudas, tu mismo: MIEDO A QUEDARME TIRADO, pagaré más en gas-oil, pero no me puedo permitirme el lujo de ese MIEDO.

    Reply

  9. Avatar
    February 07, 2012

    ¡60 kilómetros¡, para mí es recargar a media mañana todos los días, lo que me fastidia, es que a la gente le vendan la moto de los 150km, que si fueran reales seguirían siendo una miseria, por muy barata que salga la recarga. Aparte que lo he visto y es un botijo de cuidado¡.

    Reply

  10. Avatar
    February 07, 2012

    60 kilómetros en el peor de los casos, por supuesto es como una moto de agua, si vives en la montaña no te servirá, pero seguro que si lo hará a mucha gente que vive en la playa.

    Si haces una cantidad de kilómetros reducidos y tienes punto de recarga, no hay color, todo el mundo ha coincidido que como segundo coche de casa, para el día a día es perfecto.

    Su fabricación es sencilla, es un Mitsubishi, pero tampoco es mala, y por 23.500 euros que cuesta, hombre es mucho dinero pero con el gasóleo a 1,50 en algunos lugares de España, cada día me parece más barato y mejor.

    Reply

  11. Avatar
    February 07, 2012

    ¡La tuya es una opinión tan respetable como la mía¡, yo no estoy contigo, si sacaran las chupaderas y pusieran el precio real del litro de gasoleo, todavía estaría menos deacuerdo.

    Reply

  12. Avatar
    February 07, 2012

    Yo opino lo mismo,que como segundo coche este por ejemplo sería una gran opción,solo que le veo poca autonomía.Si tuvieses 200km máximo y no 150km ya ni hablemos,no por nada,sino que te evitarías recargarlo todos las tardes o día si, día no, día si,etc,etc.

    Reply

  13. Avatar
    February 08, 2012

    Y después de comprar un coche más caro que la gasolina que te gastas en 20años, resulta que *és más económica la recarga* y vás a la rápida para aguantar un día al menos en mi caso y te espetan 5 euros para en el peor de los casos hacer 60kilómetros, pero donde leches está ¡el ahorro¡, tomadura de pelo más bien.

    Reply

  14. Avatar
    February 08, 2012

    Economistas del gas-oil, con 6€ el Audi TDI que tengo hace 100km, no 8 ó 9 euros que ponen por aí arriba, a 5€ de una recarga llamada rápida y medianamente aceptable para el día a día, ¡sin miedo a quedarse tirado¡, quién gana, para los cerrados de mente el botijo del citroën claro, les espetan por todos lados y defienden a las eléctricas frente a las petroleras que a su vez son dueñas de todo el tinglado, y los ingresos les son igual por un lado que por otro.

    Reply

  15. Avatar
    February 08, 2012

    Ya, 6 litros a los 100 en las mejores condiciones, pero esta prueba ha sido realizada en las peores condiciones para el coche…seguro que en las peores el Audi no consume 6 litros cada 100 kilómetros.

    Pero cada vez que pasas por la gasolinera tienes que apoquinar unos 80 euros…y subiendo, mientras que con un botijo eléctrico como este cada recarga completa en casa te sale por 3 euros, eso sin contar la tarifa supervalle y con alguna recarga fuera de casa.

    Y además no les mando dinero a esos del turbante para que se compren Porsches Panamera para la policia a nuestra cuenta.

    Tu sigue con lo tuyo, y nosotros con lo nuestro, a ver quién sale ganando, yo lo tengo claro.

    Reply

  16. Avatar
    February 08, 2012

    Los del ¡turbante¡, ostia me he metido en un foro racista del Klan, disfrazado de coches *léctricos*, al Follanero anterior lo pienso denunciar por racista, pon nombre y dirección que vás a bailar.

    Reply

  17. Avatar
    February 08, 2012

    Y además reconoce lo del BOTIJO ELÉCTRICO, vamos bien, tu mismo…

    Reply

  18. Avatar
    February 08, 2012

    es un botijo y como cobren 30 centimos el kilowatio con tarjetita para saber quién cuando y donde hace tal carga en tal sitio con tal coche, se las van a comer seguiré contaminando por la cuenta que me trae y muy a mi pesar porque me encantan los eléctricos. pero, ASI NO

    Reply

  19. Avatar
    February 15, 2012

    Esos 30 céntimos supongo serán una estimación, aunque no olvidemos que con el kilómetro a 9 céntimos con un coche diesel, incluso en el peor de los casos saldrás ganando si recargas siempre en esta toma rápida.

    Quién me diera un botijo de estos como los llamas, y no el petrolero que me está arruinando, y mañana al taller, esta noche no duermo esperando la estocada.

    Reply

  20. Avatar
    February 16, 2012

    Vamos a ver. Esto del eléctrico no es viable hoy por hoy para todo el mundo. Sólo el particular con pasta, chalet con enchufe, centro de trabajo con enchufe y algunos más etc puede acceder a el.
    Las grandes empresas que podrían comprar un sólo coche para probar, donde el coste es más relativo,tienen enchufes trifásicos,no están demostrando visión alguna y la mayoría ponen pegas que son salvables facilmente. Hay honrosas execciones contadas con los dedos de las manos, pero en general suspenso.
    Ahh, las compañias de Renting, no estan empujando tampoco.Suspendidas.

    Reply

  21. Avatar
    August 04, 2012

    mi experiencia es nefasta: lo alquilamos en el aeropuerto de Vigo, tras dar unas cuantas vueltas, nos acercamos a Pontevedra y, sorpresa!! Nos quedamos tirados en el Parking de Santa Clara. El dispositivo de recarga rápida no funcionaba, tras varias horas tratando de que los de asistencia técnica de Atesa nos atendiesen (se pasaban la pelota de unos a otros y no nos hacían ni caso), conseguimos que nos recogiesen el coche y nos pusieran un taxi para llegar a Vigo. Al día siguiente subimos al aeropuerto (teníamos el coche para todo un finde)para hablar con los de la agencia y el dispositivo de allí también estaba estropeado!! Nos devolvieron el dinero sin problemas, pero todo el tiempo perdido y los planes rotos…..Yo creo que es un proyecto muy inmaduro, faltan puntos de recarga, buen mantenimiento de los dispositivos y personal de guardia para las averías. Por lo demás, el coche me parece fantástico…

    Reply

  22. Avatar
    August 09, 2012

    Buenas.
    A mi me dejaron el Peugeot ION durante 1 semana aquí en Bilbao. He hice un medio reportaje de él. No tengo tanto poder informativo como este blog… así que solo subí un video a Youtube:
    http://www.youtube.com/watch?v=xox5D6qkGkE

    Reply

  23. Avatar
    August 23, 2012

    Como se puede imaginar, aquí en Argentina estamos muy atrasados en lo que respecta a los VE, siendo que, en comparación, el combustible es mucho más caro que en Europa. Solo somos aficionados que convertimos vehículos de combustible a eléctricos. Yo estoy desarrollando una conversión con motor trifásico que tiene un costo de 3100 euros, incluido el motor, el controlador, las baterías y el cargador (y la colocación). Gasta 0.25Kw/Km y tiene una autonomía de solo 50Km porque no disponemos de baterías especiales. Saludos! sur.mendoza@hotmail.com

    Reply

  24. Avatar
    August 28, 2012

    Con el tiempo el eléctrico seguro que se cambiará por el de gasolina o diesel, pero seguro que subirán los impuesto de la luz, o le pondrán algún impuesto al eléctrico, porque sino de que van a comer los 450000 chorizos que tenemos en españa.

    Reply

Leave a comment