Un estudio demuestra que las flotas se acercan al coche eléctrico para probar su tecnología

image75489_b-4e0bc09ce6077

Las flotas públicas y privadas, han sido uno de los principales clientes en esta primera fase del despliegue del coche eléctrico.

Casi la mitad de las ventas del pasado 2013 proceden de este sector, del que ahora conocemos cuales son sus principales motivaciones a la hora de acercarse a esta tecnología.

renault-zoe-autonomia-23

El informe redactado por la William Sierzchula, de la Universidad tecnológica de Delft, en Holanda, ha determinado que la prueba de los nuevos sistemas de propulsión ha sido la principal motivación de compra. A esta siguen otros como factores como la reducción del impacto ambiental, las ayudas del gobierno, y la mejora de la imagen pública de la organización. Múltiples beneficios que han animado a los flotistas a seguir ampliando su cartera de eléctricos este ejercicio.

En total se han entrevistado a 14 empresas dedicadas a las flotas tanto en Estados Unidos, como en Europa que han realizado adquisiciones entre 2010 y 2013. A estas se les ha pedido que determinasen las motivaciones para la compra de vehículos eléctricos, pero también el impacto que estos tienen en sus cuentas.

nissan-e-nv200-8

El estudio ha determinado que las flotas se adaptan perfectamente para ser de los primeros en adoptar a los eléctricos en sus gamas. Los motivos son su elevado volumen de compra, el uso intenso de estos vehículos, su habitualmente repostaje centralizado, que hace que incluso con las limitadas autonomías sea posible usar modelos 100% eléctricos.

Los operadores de flotas también pueden ser grandes clientes para el coche eléctrico, por su mejor comprensión respecto a los costes del vehículo en su vida útil. Los particulares suelen asustarse ante el elevado coste de compra, y no contabilizan el coste operativo que tendrá con el paso de los kilómetros, y donde los eléctricos ofrecen un nivel de ahorro considerable comparado con los modelos convencionales de similares características.

BMW-i8-Silvretta-2014

La conclusión del estudio indica que la primera oleada de coches eléctricos han provocado pérdidas a los operadores de flotas. Estos en muchos casos han podido justificar la decisión a través de beneficios no financieros, como el impacto publicitario y como proceso de prueba de la tecnología.

Pero esto ha servido para allanar el camino de la nueva generación, ya que según el estudio, se espera que las adquisiciones de las principales empresas de flotas crezcan de forma importante en los próximos años, una vez conocidos datos como la durabilidad, la autonomía, el conocimiento del conductor, y también el coste del coche en el mercado de ocasión.

Fuente | Urpl

 


Tagged

Energias renovables

No comments yet.

No one have left a comment for this post yet!

Leave a comment