Finalmente Estados Unidos no eliminará las ayudas estatales al coche eléctrico

Wallbox

Hace poco se hicieron públicas las intenciones de los Republicanos de derogar las ayudas estatales al coche eléctrico por 7.500 dólares. Una propuesta que fue criticada con dureza tanto por fabricantes como por consumidores, pues las ventas de coches eléctricos son muy dependientes de los subsidios de los gobiernos para despegar, por lo menos en este momento. La desaparición de las ayudas sería una catástrofe para Estados Unidos, que definitivamente perdería el pulso de la movilidad eléctrica contra China.

Sin embargo, finalmente los estadounidenses pueden respirar tranquilos. El senador John Hoeven, de Dakota del Sur, ha confirmado al Financial Post que las ayudas al coche eléctrico se mantendrán intactas tras las reformas fiscales llevadas a cabo en el Senado.

Antes de conocerse esta decisión, fueron numerosas las empresas que expresaron públicamente su malestar por la derogación de las ayudas. Sin ir más lejos, General Motors realizó un comunicado en el que anunciaban que lucharían contra su eliminación. Algo que tampoco debería sorprendernos, pues si pierden dinero con cada Chevrolet Bolt vendido a pesar de las ayudas, sin éstas el precio del coche sería tan elevado que las ventas se desplomarían y las pérdidas se multiplicarían.

Hay que destacar que si esta medida no ha entrado en vigor es gracias a la oposición no sólo de los Demócratas, sino también de numerosos sectores Republicanos. A pesar de esta buena noticia, el problema de fondo existente en Europa, Japón y Estados Unidos continúa presente. Numerosos países emergentes, liderados por China, están tomando la delantera en diversos frentes tecnológicos, siendo el coche eléctrico sólo la punta del iceberg.

El inmovilismo occidental y la lentitud de reacción de gran parte de sus empresas, que llevan muchos años acomodadas a tecnologías ya amortizadas, pueden llevar a que en apenas unas décadas China o la India lleven la voz cantante a nivel tecnológico, lo que conllevaría una caída muy grave de la economía de Norteamérica y la Unión Europea.

Relacionados

Fuente | InsideEVs

 



Energias renovables

4 Comment responses

  1. Avatar
    November 14, 2017

    Respiraremos aliviados… aunque sea por un tiempo!

    Reply

  2. Avatar
    November 14, 2017

    Excelente noticia.

    Reply

  3. Avatar
    November 14, 2017

    Trump es un mamarracho, pero no tonto, y habiendo dos empresas gringas entre los lideres del EV y teniendo a los Chinos siguiéndoles los talones (y subvencionando sin pudor), habría sido muy insensato dejarlas con el culo al aire.

    Reply

    • Avatar
      November 15, 2017

      A quien perjudica de verdad la eliminación de la ayuda es a los fabricantes tradicionales…Tesla no tanto ya que ya se acerca a las 200.000 unidades vendidas.
      De hecho casi que le harían un favor a Tesla…

      Slds

      Reply

Leave a comment