El primer coche eléctrico de Rolls Royce tendrá más de 500 kilómetros de autonomía

Rolls Royce es la marca de lujo por excelencia. Sus modelos son codiciados por altos mandatarios, artistas multimillonarios y empresarios de éxito. La marca, perteneciente a BMW, se jacta de poseer algunos de los coches más avanzados de la industria, con modelos como el Phantom VIII y el Ghost. Curiosamente, todos sus vehículos equipan potentes motores de gasolina V12 sin ningún tipo de electrificación.

Ya en 2012 Rolls Royce presentó un prototipo basado en el anterior Phantom VII llamado EX 102, que disponía de una mecánica 100% eléctrica y una autonomía que rondaba los 200 km. Sus clientes no se mostraron especialmente interesados en un modelo con tan poca autonomía, y el proyecto quedó aparcado.

En 2016 la marca británica reconsideró el desarrollo de un modelo 100% eléctrico con el lanzamiento del prototipo Vision 100 (conocido internamiente como 103EX). Este futurista modelo exploraba también la posibilidad de que Rolls dispusiera de un modelo autónomo (el concept era sobre el papel un coche autónomo de nivel 5, pues carecía de puesto de conducción).

Sin embargo, Rolls ya ha confirmado que no tendrán un coche completamente autónomo hasta dentro de 10/15 años.

Pero un Rolls Royce eléctrico es otro cantar. Peter Schwarzenbauer, responsable de la marca, ya ha confirmado que la empresa está desarrollando un vehículo eléctrico. No especifica en qué año llegará, pero lo que sí nos anuncia es que no habrá soluciones intermedias como puedan ser híbridos o híbridos enchufables.

Se basará en la misma plataforma de aluminio que montan el Phantom VIII y el futuro SUV de la marca, si bien estará modificada de forma muy profunda, pues no fue diseñada originalmente para albergar baterías. La nueva plataforma resultante será exclusiva de los modelos eléctricos de Rolls Royce, por lo que no será compartida con BMW.

A nivel estético el modelo seguirá reconociéndose como un Rolls Royce, si bien ciertos aspectos serán modificados y modernizados. El ejemplo más claro lo tendremos en la parrilla Pantheon que llevan montando todos los modelos de la marca desde que fue fundada. Dicho elemento característico sufrirá una evolución para adaptarse a los nuevos tiempos.

Rolls Royce se toma muy en serio las peticiones de sus clientes, por lo que les han preguntado qué le pedirían a un coche eléctrico de la marca. Una de las peticiones más claras ha sido la de que tenga como mínimo 500 km o 600 km de autonomía. Teniendo en cuenta que el Phantom VIII mide más de 5,7 metros de largo, la marca no debería tener problemas en instalar un gigantesco pack de baterías para poder superar dicha autonomía. Además, es más que probable que utilicen la tecnología de electrolito sólido de BMW.

Relacionados

Fuente | Outlook India


Tagged

Energias renovables

7 Comment responses

  1. Avatar
    January 09, 2018

    Bueno, teniendo en cuenta que estos modelos lo mejor es el motor (ya que carecen de ayudas en la conducción e incluso cosas básicas de modelos como Dacia…), electrificarlos es una gran noticia, ya que , de por sí, su peso es muy alto por lo que aun metiendo un gran pack de baterías este, no se disparará mucho.

    A parte, será una delicia conducirlo, si ya con los motores térmicos son un prodigio de suavidad y silencio… Con un motor eléctrico… será impresionante.

    Pero …. En el fondo estos vehículos de superlujo… No creo que influyan mucho en el mercado de los coche de a pie, pero si hay demanda de VE , esto se mueve.

    Reply

  2. Avatar
    January 09, 2018

    Supongo que a los compradores de este tipo de coches “el placer de conducirlos” les importará un rábano. Sí valorarán el confort (en los asientos de atrás), el silencio y, el que tenga conciencia ecológica, que no contaminen.

    Por otra parte, la condición autónoma, tampoco les importará nada. Puestos a elegir, mejor una chofer rubia. Jajajajaj

    Reply

  3. Avatar
    January 09, 2018

    Cómo aficionado que soy a está gran marca, tengo que decír que ya llevo un tiempo pensando cómo podría ser un Phantom eléctrico, y se me ocurre lo siguiente. Semejante mastodonte deberia llevar una batería no inferior a los 150kwh con una autonómia de aproximadamente unos 600 kms o un poco más, teniendo en cuenta el coeficiente ya que son coches altos y muy pesados. Igualmente con los datos que he dado ya mejoraría enormemente las prestaciones a los actuales RR tanto en peso cómo en silencio, cómo en autonómia, así que espero que no se lo piensen demasiado y allá para el 2020 ya podamos ver el priner RR 100% eléctrico.

    Reply

    • Avatar
      January 09, 2018

      En silencio y en vibraciones no mejorará mucho, porque ya no se sienten.
      Lo que si es cierto, es que al montar un motor EV, y éste tener bastante menos vibraciones, puedan aligerar todo el coche en general manteniendo el mismo nivel de confort.
      Y la batería no podrá bajar de los 200kWh…

      Reply

  4. Avatar
    January 09, 2018

    Creo que el hecho de cargar en casa sin tener que acudir a una gasolinera ya será un motivo de peso para sus dueños.

    Reply

    • Avatar
      January 09, 2018

      Sus dueños tienen chofer y se la refafinfla donde se carga el coche. Es más, no saben ni cómo se le echa gasolina al coche.

      Reply

  5. Avatar
    January 10, 2018

    Lo interesante es que pasan directamente al coche eléctrico sin pasar por modelos híbridos, al final la demanda de la gente o empresas de estos coches crece.

    Reply

Leave a comment